Quantcast

La Orquesta Sinfónica de Baleares tendrá su temporada «más ambiciosa»

La Orquesta Sinfónica de Baleares ha presentado este viernes su temporada «más ambiciosa», con nuevos formatos, lugares y un centenar de actuaciones en las Islas que se podrán disfrutar de septiembre a mayo, entre las que se encuentran los 23 conciertos de abono –seis más que en el actual– distribuidos entre el Auditórium de Palma, Trui Teatre y el Teatro Principal de Palma.

Según ha explicado el Govern este viernes en nota de prensa, el resto de conciertos serán obras exclusivas, óperas, ciclos de cámara, ciclos sociales y programas educativos repartidos por Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera.

El conseller de Fondos Europeos, Universidad y Cultura, Miquel Company, ha dicho durante la presentación que el programa «marca el inicio de la nueva historia de la Sinfónica, coincidiendo con el comienzo de las nuevas obras de la sede, La Capsa de Música».

Asimismo, ha señalado que el objetivo de esta «ambiciosa temporada» es promover la presencia de la Sinfónica en todas las islas, diversificar su presencia en nuevos espacios escénicos, fortalecer la presencia de los creadores y artistas y otorgar presencia a todos los géneros y estilos posibles».

Company ha avanzado también que la Dirección General de Cultura y la Fundación Orquesta Sinfónica de Baleares están cerrando la programación de un proyecto común para estrenar obras de compositores baleares y poner en valor el Archivo Samper.

PROGRAMACIÓN EN TRES ESPACIOS

Los tres ciclos de abono de producción propia «ofrecen una gran diversidad de programación con nombres de ilustres del panorama internacional de la música clásica», ha añadido el conseller.

El abono del Auditórium de Palma acogerá un total de ocho conciertos con la participación del guitarrista Rafael Aguirre, la Coral de la UIB, el tenor Josep Bros o la soprano Aylin Pérez, entre otros.

Por su parte, el abono del Trui Teatre se compone de once conciertos con nombres como los de la violinista Leticia Moreno, el violonchelista Truls Mork, la pianista Judith Jáuregui o el violinista Francisco Fullana, que interpretará ‘Las cuatro estaciones’ de Vivaldi bajo la dirección de Jonathan Cohen.

En cuanto al abono del Teatro Principal de Palma, el público podrá disfrutar en cuatro conciertos del estreno de la obra ‘Germanía 500’ del joven compositor mallorquín Antoni Mairata, la dirección de Leonard Slatkin, la pianista Alexandra Dovgan y el violonchelista Alban Gerhardt.

Los precios de los abonos serán de 225, 270 y 90 euros respectivamente y todos ellos saldrán a la venta a partir del 23 de agosto.

Las entradas individuales tendrán un coste de 30 euros en el Trui y en el Teatro Principal –saldrán a la venta el 6 y el 25 de septiembre, respectivamente– y de 35 en el Auditórium, donde se podrán comprar a partir del día 13 del mismo mes.

«UNA TEMPORADA HISTÓRICA»

El director gerente de la Fundación, Pere Malondra, ha explicado que los conciertos en la part forana de Mallorca, además de la temporada en Manacor, se ampliarán con un ciclo en el Teatro Principal de Inca y con actuaciones en otros espacios escénicos de la isla o festivales habituales como Santanyí, entre otros.

En Menorca, la Sinfónica estará presente en la programación lírica y también será protagonista con el tradicional concierto de la Diada, en enero, con actuaciones en diferentes formatos y lugares de la isla.

«No se puede olvidar la tradicional colaboración lírica que realizamos con los Teatros Principales de Palma y Maó junto a los Amigos de la Ópera de Maó, cinco producciones que son parte importante de la programación, asegurando la calidad y la viabilidad de las dos temporadas gracias a la presencia de la Sinfónica», ha añadido.

Ibiza y Formentera serán protagonistas con el ciclo ‘Sonam per tu’, que acogerá varias visitas durante la temporada para ofrecer conciertos en espacios «de gran valor arquitectónico».

El director insular de la Sinfónica, Pablo Mielgo, ha explicado que en la programación «tendrá un papel muy importante» la difusión de la música mediante proyectos educativos, con programas escolares de varias temáticas.

Además, se retomarán dos proyectos para futuras generaciones, como son la Academia Sinfónica y la Pequeña Sinfónica, con el objetivo de apoyar a jóvenes y niños de Baleares a que desarrollen su tarea musical en centros de enseñanza.

También se retomará en diciembre el ciclo ‘En Societat’, con el que se llevará la música a hospitales, prisiones, residencias de tercera edad y otras ubicaciones «donde la música es una de las mejores terapias», ha concluido.