Quantcast

Ensaladilla rusa: la receta más light que no engorda

La ensaladilla rusa es una de las favoritas para comer durante el verano, su frescura y sabor combina perfectamente bien con la época calurosa y permite preparar un rico plato en muy poco tiempo. Muchas veces el tema de las calorías que contiene nos hace evaluar una y otra vez si es conveniente comerla.

No es necesario despedirse de una de las ensaladas más populares y sabrosas para cuidar tu figura, hoy te presento una receta completamente light que no engorda y que puedes consumir sin ningún remordimiento. Además como plus te cuento algunos trucos que puedes utilizar para hacer tu propia versión light.

Si deseas hacerla más ligera, recuerda servirla sobre una fresca y crujiente cama de lechugas y trata de no consumir pan, que por extraño que parezca; por muy ligera que sea una ensalada, si la acompañas de mucho pan terminarás cargándola de muchas calorías.

Ensaladilla rusa light sin remordimientos 

Ensaladilla rusa: la receta más light que no engorda

Te invito a preparar esta versión completamente light de la tradicional ensaladilla rusa; esta puedes comerla como quieras y sin remordimientos y además es tan rica que nadie notará que sustituiste los ingredientes tradicionales como la mayonesa, por opciones más saludables.

Ingredientes

Ensaladilla rusa: la receta más light que no engorda
  • 3 patatas medianas
  • 2 zanahorias
  • Judías verdes 250 gramos 
  • Coles de Bruselas 250 gramos 
  • Guisantes 250 gramos 
  • 2 latas de atún al natural
  • 1 yogur natural desnatado
  • Jugo de medio limón
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra
  • Sal
  • Cebollino picado

Preparación de la fantástica ensaladilla rusa light

Ensaladilla rusa: la receta más light que no engorda

1.- Coloca en una olla las coles de Bruselas y las zanahorias, cúbrelas con agua y añade un poco de sal. Lleva la olla al fuego alto y cuece por aproximadamente 20 minutos.

2.- Lava muy bien las judías verdes, retírales las hebras laterales y córtalas de un tamaño entre uno y dos centímetros, agrégalas a la mitad del tiempo de cocción junto a las coles de Bruselas y las zanahorias.

3.- En una olla aparte, añade las patatas muy bien lavadas previamente  y conservando su piel, cúbrelas con agua y una pizca de sal y llévalas al fuego entre 20 y 30 minutos, o hasta que compruebes que están bien cocidas pinchándolas con un tenedor.

4.- Una vez que todos los vegetales estén listos, escúrrelos bien y permite que se enfríen por completo.

5.- Cuando estén frías, pela las patatas y pícalas en dados pequeños, corta también en dados pequeños las zanahorias, las coles de Bruselas y las judías verdes.

6.- Añade todos los ingredientes en un bol grande y añade el atún escurrido y desmenuzado. Mezcla todos los ingredientes y sazona a tu gusto.

7.- En un bol aparte mezcla: el yogur, el jugo de ½ limón, 2 cucharadas de aceite de oliva, sal, cebollino picado y pimienta negra. Emulsiona muy bien esta especie de vinagreta y viértela sobre la ensalada integrándola muy bien a todos los ingredientes.

8.- Guarda el bol con la ensaladilla rusa en la nevera hasta el momento en que se vaya a disfrutar.

Puedes ahorrar tiempo en la preparación si decides utilizar vegetales congelados de buena calidad.

Con esta versión de ensaladilla rusa, puedes estar reduciendo las calorías de la ensalada rusa tradicional hasta en 250 Kcal menos.

Trucos para una ensaladilla rusa realmente light

dieta

Si bien la versión de ensaladilla rusa light que acabo de ofrecerte es realmente saludable y baja en calorías, hay otras versiones que puedes adaptar a tus gustos particulares.

Utiliza solo la clara del huevo

clara de huevo

Utilizando solamente la clara del huevo, evitas las calorías contenidas en la yema. También puedes utilizar preferiblemente la clara de huevo industrial, la cual es pasteurizada y sumamente saludable.

¿Qué hay de la mayonesa light?

Ensaladilla rusa: la receta más light que no engorda

 Una de las opciones más elegidas a la hora de disminuir las calorías presentes en la ensaladilla rusa es sin lugar a dudas la mayonesa light, en su composición ya vienen disminuidas las calorías que tanto preocupan y cuando no se dispone de mucho tiempo es lo más ideal.

Yogur desnatado para la ensaladilla rusa

yogur

La alternativa más saludable es el yogur desnatado, bien emulsionado con un chorrito de aceite de oliva, limón o vinagre, tendrá la textura perfecta para la ensaladilla rusa.

Utiliza al natural y saludable aguacate en lugar de la mayonesa

aguacate

El más rico súper alimento te ahorrará las grasas de una mayonesa industrial o casera. Simplemente prepara un guacamole ligero y utilízalo como aderezo, unificará de forma perfecta todos los ingredientes y aportará todas las vitaminas, minerales y ácidos esenciales que contiene esta extraordinaria fruta.

Sustituye las aceitunas por manzanas

manzana

Puedes ahorrar unas cuantas calorías sustituyendo las aceitunas por pequeños dados de manzana. La manzana aportará fibra, agua, el toque dulzón perfecto y te va a permitir disfrutar de una textura crujiente en cada bocado. 

Pollo a la plancha como proteína principal

pollo

La ensaladilla rusa light, queda perfecta si le añades una buena milanesa de pollo a la plancha o trozos de pechuga de pollo hervida como proteína principal en lugar del atún. El pollo es una carne magra muy recomendada para bajar de peso, es rica en proteínas y especialmente la pechuga contiene muy poca grasa.

Puedes cocerla sin piel y quedará supremamente bien.

Consideraciones importantes a tener en cuenta

Importante

En caso de preparar la ensaladilla rusa con mayonesa casera, recuerda las medidas de prevención que debes tomar para manejar y preparar el huevo crudo de forma correcta. 

Si vas a añadirle huevo duro a la ensalada y la comerás fuera; te invito a revisar cuánto tiempo puedes tenerlo guardado en la nevera, y cómo puedes comerlo fuera de casa sin ningún tipo de riesgo durante el verano.

La ensaladilla rusa es mejor comerla al momento, evita guardar porciones para otro día. Esta, como otras preparaciones que contienen vegetales cocidos y aderezos, pueden dañarse con mucha facilidad. 

Si decides añadir pollo, recuerda siempre cocerlo sin piel para no añadir las calorías que esta contiene.

Mantener la higiene en todo momento es de vital importancia; lava muy bien todos los vegetales y utensilios antes y después de utilizar, evita utilizar la misma tabla para picar vegetales y carnes crudas.
Si te gustan las ensaladas y quieres mantener una dieta saludable y sabrosa; te invito a dar un vistazo a cuáles ensaladas puedes hacer sin necesidad de tener lechuga en casa.