Quantcast

Cómo hacer un pan integral esponjoso

El pan integral es una opción sumamente saludable a la hora de preparar un rico desayuno con huevos revueltos, para acompañar una ensalada o preparar un crujiente sandwich. La mayoría de las marcas ofrecen panes muy buenos y nutritivos; sin embargo hacer el pan integral en casa está rodeado de ese encanto de las cosas hechas en casa, además el aroma a pan horneado que invade nuestro hogar, es uno de los mayores placeres que podamos disfrutar a nivel olfativo.

Lamentablemente al preparar un pan integral casero muchas veces el resultado es un pan demasiado seco, este resultado puede mejorar si utilizamos los mejores ingredientes y seguimos los pasos correctos que nos darán una miga sumamente fresca y apetecible.

Hoy quiero preparar contigo un pan integral casero suave y esponjoso que querrás comer de todas las formas posibles. A la hora de cocinar, un toque de creatividad y amor nos da increíbles resultados. 

Pan integral suave y esponjoso

Pan integral

Hacer pan en casa es un verdadero placer, desde la preparación del fermento, el amasado y por supuesto el horneado con ese aroma tan característico, es una invitación a los sentidos. 

Palpar la integración de la masa, disfrutar del aroma del pan integral durante el horneado, ver el resultado final de nuestro pan y finalmente disfrutar de todo su sabor es un placer que nos damos y que nos privamos constantemente al simplemente comprar el pan en cualquier tienda.

Anímate y date este placer.

Ingredientes

  • 2 tazas de harina integral
  • ½ taza de harina común
  • 8 gramos de levadura en polvo (equivale a 2 cucharaditas)
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 taza de leche tibia
  • Aceite de oliva 2 cucharadas
  • 1 huevo
  • Semillas de linaza, ajonjolí o avena

Preparación

1.- En un bol añade las 2 tazas de harina integral y la ½ taza de harina común.

2.- Mezcla bien las harinas y añádeles las 2 cucharadas de azúcar y la cucharadita de sal, agrega la levadura en polvo e intégrala muy bien.

3.- Agrega la leche tibia poco a poco y mezcla con la mano hasta que estén unidos todos los ingredientes añadidos.

4.- Una vez que se encuentren todos los ingredientes integrados, incorpora el huevo entero y las dos cucharadas de aceite de oliva. Une todo muy bien.

5.- Amasa dentro del bol por aproximadamente 10 minutos y luego lleva el bollo de masa a un mesón enharinado.

6.- Cuando hayas volcado la masa sobre el mesón enharinado amasa muy bien y de ser necesario incorpora un poco de harina común hasta que la masa se despegue con facilidad de tus manos.

7.- Lleva la masa de vuelta al bol y tápala con un paño húmedo y tibio.  Déjala reposar por 40 minutos.

Pasos finales

amasado del pan

8.- Transcurridos los 40 minutos de reposo, lleva la masa nuevamente al mesón y estírala un poco (no es necesario aplastarla demasiado). 

9.- Enrolla la masa de forma tal que se haga el bollo de pan integral.

10.- En una bandeja para hornear pan o en una budinera coloca un poco de aceite de oliva y cubre todas las paredes.

11.- Mete el bollo de masa en el molde, tápalo con un paño y déjalo reposar por 30 a 35 minutos.

12.- Mientras el pan integral está en reposo, enciende el horno a 200°.

13.- Transcurrido el tiempo indicado de reposo para el pan integral, procede a pincelarlo con un poquito de agua y espolvorea por encima las semillas de tu agrado (el pincelado con agua es necesario para que las semillas “se peguen” a la masa.

14.- Salpica con algunas gotas de agua el interior del horno e introduce el pan integral para su horneado durante 30 minutos aproximadamente.

Ya tienes listo tu propio pan integral 100% hecho en casa, de una forma super rápida y sin complicaciones.

Variantes para el pan integral casero

con semillas
  • Para un resultado aún más delicioso añade frutos secos como nueces picadas y pasas a la masa justo antes de llevarla al molde. 
  • Si deseas un pan supremamente delicioso, incluye en la preparación zanahoria rallada, el toque dulzón de la zanahoria le dará un toque espectacular, así mismo aumenta al máximo la cantidad de nutrientes presentes.
  • ¿Eres muy goloso?, añade un toque de miel, canela y nuez moscada y tendrás un pan integral de ensueño.

El pan integral tiene grandes beneficios para tu salud

propiedades de los panes integrales

Consumir pan integral con frecuencia protege tu salud cardiovascular y controla los niveles de colesterol malo. El pan integral es rico en fibra, fósforo, hierro, magnesio, zinc, hidratos de carbono, proteínas.

  • Aliado para combatir el estreñimiento
  • Favorece la digestión
  • Aporta tres veces más fibra
  • Regula los niveles de azúcar en la sangre
  • Reduce el riesgo de sufrir hipertensión arterial, cuida tu corazón.
  • Contribuye a evitar el desarrollo de cáncer de colón

Como consumir pan integral

Pan integral sandwich

Las opciones para disfrutar del pan integral no tienen límite. Si deseas lo puedes emplear para comer acompañando unos huevos revueltos, preparar sandwich nutritivos de salmón, hacer crutones de pan para acompañar una fresca ensalada César o si deseas hacer unas tapas o canapés saludables para una reunión entre amigos, corta el pan integral en pequeños cuadrados del tamaño de un bocado, úntalos con alguna crema de tu preferencia y añade lonjas de salmón, jamón ibérico o frutos secos.