Quantcast

Cómo cambiar los limpiaparabrisas del coche

Los limpiaparabrisas son un elemento esencial para la seguridad del vehículo, pues estos permiten y garantizan la visibilidad del conductor. Mayormente en temporada de nieve o cuando llega el invierno y hay fuertes lluvias.

Es básicamente un elemento importante porque además permiten limpiar el parabrisas si se encuentra un poco sucio. Aunque puedan ser cepillos que pareciera que duran una eternidad, la verdad es que como todo repuesto de carro necesita ser cambiado.

Lea TAMBIÉN: CÓMO ORGANIZAR UNA DESPENSA

Hay un punto en que los limpiaparabrisas dejan de funcionar con la misma fuerza de antes. Puede ser debido a un motor dañado , cepillo vencido o cualquier otro desperfecto que dificulta la limpieza correcta del parabrisas.

Así que si llegas a notar que el parabrisa no está del todo limpio en invierno o los cepillos no limpian del todo, significa que es momento de cambiar los limpiaparabrisas.

¿Cómo hacer un cambio de limpiaparabrisas?

¿Cómo hacer un cambio de limpiaparabrisas?

Tal como ya dejamos en claro, un limpiaparabrisas en mal estado puede restar visibilidad y poner en riesgo a quienes van dentro del vehículo. Recuerda que este permite la visibilidad en tiempos de invierno por ello es necesario detectar cuándo no está del todo funcionando.

Aunque parezca complejo, cualquier podrá darse cuenta cuándo el limpiaparabrisas no está funcionando del todo. Básicamente cuando este deja de funcionar el parabrisas tiende a estar sucio siempre o si hay lluvia no logra dar claridad del todo.

Se recomienda que los cambios de los limpiaparabrisas se hagan cada dos años para evitar complicaciones.

Cambios del limpiaparabrisas

Comencemos con las escobillas del limpiaparabrisas que están compuestas por una estructura metálica con un anclaje al brazo limpiaparabrisas. Es decir una goma con un filo que barre el cristal y unas láminas metálicas que mantienen la goma estirada y con cierta elasticidad para adaptarse a las formas del parabrisas.

La falla común es cuando se desgasta el anclaje al brazo del limpiaparabrisas y hace que vibre y limpie mal. Si es así, deberemos cambiarlo aunque la goma esté en perfecto estado.

Compra las escobillas de acuerdo al modelo del vehículo

No es comprar cualquier escobilla, es comprar las respectivas según el modelo de tu carro. La misma marca y modelo. Cada modelo utiliza unas gomas y tamaño en concreto y hay que sustituirlas por otras similares. Para saber si son compatibles, tienes que comprobar que las longitudes y anclajes sean correctos.

Coloca los limpiaparabrisas en posición

Coloca los limpiaparabrisas en posición

Luego lo que debes hacer es encender el vehículo y pulsa para que se activen los limpiaparabrisas de manera que queden en posición vertical. Luego apaga el carro, la idea es que queden elevados y puedas hacer el cambio sencillo y correctamente. Desde luego evitando daños o rayones en el vidrio.

Retira las escobillas antiguas

Posteriormente, toma el brazo del limpiarabrisas móvil de una de las escobillas, luego debes apretar la pestaña que suele tener para sacarlas y tirar de ella para desencajarla del lugar. No será necesario ningún tipo de herramienta adicional.

Solo debes ejercer un poco de presión con cuidado y listo. Recuerda que cada modelo tiene una forma distinta de extracción, por lo que lo más recomendable es que consultes con detalle el manual de instrucciones de tu auto.

Nuevo limpiaparabrisas listo para usar

Nuevo limpiaparabrisas listo para usar

Una vez que hayas retirado las escobillas usadas, solo queda terminar el trabajo colocando las nuevas. Luego debes insertar las nuevas escobillas hasta que encaje a la perfección y chequear que al tirar de ellas no se salga si no presionas la pestaña. Recuerda que en caso de quedar floja puede que se caigan al mover el carro.

Verifica el correcto funcionamiento

El último paso que debes hacer es verificar que todo haya quedado en perfecto estado y listo para funcionar correctamente. Recuerda que no debes usarlos si no los necesitas, solo prueba añadiendo agua para verificar que cumplen su función. Probarlos solo puede rayar el parabrisas así que tenlo en cuenta.

Prueba los limpiaparabrisas con el agua del sapito en varias velocidades de manera que puedas comprobar que funciona a la perfección y que el cepillo limpia bien el parabrisas. Es recomendable que cambies las dos escobillas sin importar que la otra esté en buen estado, al momento del cambio se hacen las dos.

Es decir que no es conveniente cambiar una sola porque una estará en correcto funcionamiento y la otra no. Así que es recomendable hacer el cambio de las dos al mismo para que tengas funcional ambas.

Recuerda también que es recomendable hacer el cambio cada dos años, dependiendo de cuan deterioradas se encuentren. Si notas que no están funcionando a mitad de año, deberás cambiarlos. O en caso que notes que luego del año ya no sirven igual, es tiempo de cambiarlo.

Lo recomendable son cada dos años pero si notas que antes de eso presentan fallas, es bueno hacer el cambio.