Quantcast

¡De vicio! Cómo hacer nueces caramelizadas en casa

Rápido, fácil, delicioso y saludable, son las características que definen nuestra receta de nueces caramelizadas.

Nueces para todos

Nueces para todos

La nuez es original de Asia y su cultivo se extendió después a Europa y América. En la actualidad las nueces tienen una producción mundial de 1.2 toneladas aproximadamente y primer productor es China.

Saludables y deliciosas

Saludables y deliciosas

Un puñado de nueces contiene: 18 gramos de grasas totales, 2.5 gramos de grasas monoinsaturadas y 13 gramos de grasas poliinsaturadas, incluyendo 2.5 gramos de ácido alfa-linolénico (AAL). Las nueces son el único fruto seco con una cantidad significativa de AAL, los ácidos grasos Omega-3 de origen vegetal, que el cuerpo necesita pero no puede producir, esa es una de las razones por las que deberías comer nueces a diario.

Las nueces son uno de los alimentos con más antioxidantes, aportan proteínas, fibra y son una buena fuente de magnesio y fósforo, ambos minerales implicados en los procesos corporales y necesarios para una salud óptima. Una ración de nueces proporciona el 11% de la ingesta diaria recomendada de magnesio y el 10% de fósforo.

Ventajas de un consumo constante

Ventajas de un consumo constante
  • Salud del corazón: Las nueces son ricas en ácidos grasos poliinsaturados, lo que puede mejorar el nivel de lípidos en sangre y otros factores de riesgo cardiovascular.
  • Cáncer: Varios trabajos muestran que las nueces podrían ayudar en la prevención de ciertos tipos de cáncer.
  • Función Cognitiva: Las nueces podrían estar relacionadas con una mejor función cognitiva.
  • Diabetes y síndrome metabólico: Estudios científicos demuestran que una dieta con nueces puede tener impactos positivos en personas con diabetes.
  • Control de peso: Añadir un puñado de nueces a tu dieta permite disfrutar de sus beneficios a la hora de controlar el peso.

La nuez y sus beneficios

La nuez y sus beneficios

La nuez como parte de una dieta saludable para el corazón, reduce las concentraciones de colesterol en sangre en humanos y animales. Las nueces son únicas en comparación con otros frutos secos porque son predominantes en los ácidos grasos poliinsaturados n-6 (linoleato) y n-3 (linolenato) en lugar de los ácidos grasos monoinsaturados que están presentes en la mayoría del resto de los frutos secos, así que todos los días un puñado de nueces es recomendable.

Al igual que otras especies, tienen un alto contenido de grasa, pero son bajas en ácidos grasos saturados. Estas grasas son similares a los aceites vegetales líquidos y las margarinas hechas de aceites vegetales líquidos.

Como alimento, las nueces contienen múltiples componentes beneficiosos para la salud, a saber, que tienen una baja proporción de lisina: arginina y altos niveles de vitamina E, arginina, ácido fólico, fibra, taninos y polifenoles.

Las nueces tienen una larga historia dietética y continúan siendo fácilmente aceptables como parte de la dieta diaria. Los estudios clínicos de intervención dietética muestran que el consumo de nuez no causa un aumento neto en el peso corporal cuando se comen como alimento de reemplazo. Los estudios existentes, considerados en su totalidad, sugieren que las nueces, como parte de una dieta saludable para el corazón, reducen las concentraciones de colesterol en la sangre.

Los numerosos estudios observacionales prospectivos en humanos demostraron una asociación inversa relacionada con la respuesta a la dosis del riesgo relativo de enfermedad coronaria y enfermedad vascular coronaria con el consumo diario frecuente de pequeñas cantidades de nueces.

Tipos de nueces

Tipos de nueces

Nueces de California: Son uno de los tipos más conocidos, pero esto no hace que sean de las de mejor calidad frente a algunos tipos de nueces europeas. Es de tamaño grande y forma regular. España es el mayor consumidor de nueces del mundo y casi en un 80% de este consumo, son de variedad California.

Pecanas: Este tipo de nuez es procedente de América, se parece a la californiana pero más alargada y lisa. Tiene un aroma especial y un sabor muy agradable, por eso se utiliza en la elaboración de numerosas recetas, salsas y postres.

Nueces de Castilla: por su denominación procede del nogal europeo o nogal español y la temporada ideal para consumirlas es la época de otoño. Estas nueces son más antioxidantes que el resto de tipos y te recomendamos que las comas sin tostar, al natural.

Nueces de Cedro: Es el tipo más exótico de todos, procede de Rusia y son buenas para la salud porque reducen la cantidad de colesterol LDL. Están compuestas del 70% de los aminoácidos esenciales que el cuerpo necesita.

Ingredientes

  • Nueces, preferiblemente con cáscara
  • Azúcar, 225 g
  • Agua, 250 ml
  • Aceite de girasol para freír

Elaboración

Empezamos pelando las nueces y procurando que queden trozos lo más grandes que sea posible.

En un cazo ponemos a hervir 100 ml de agua y cuando rompa a hervir añadimos las nueces. Esperamos a que arranque de nuevo el hervor, esperamos un par de minutos, las sacamos del agua, las dejamos sobre un papel absorbente y tiramos el agua.

En el mismo cazo y a fuego lento ponemos los 150 ml de agua restantes con el azúcar, llevamos a ebullición removiendo constantemente hasta que se disuelva el azúcar.

Añadimos las nueces y cocinamos durante unos 15 minutos a fuego muy bajo removiendo con las varillas y teniendo cuidado de no romper los trozos de nuez.

Pasado este tiempo, las retiramos del almíbar y las dejamos sobre un colador con cuidado de no amontonarlas demasiado para que no se peguen unas a otras.

Finalmente las freímos en el aceite de girasol durante unos segundos hasta que estén doradas. Hay que estar atentos porque se doran enseguida y hay que sacarlas inmediatamente si no queremos que se nos quemen.

Ya por último las dejas caer sobre un trozo de papel de horno dejándolas bien separadas y con un papel absorbente voy dando toquecitos para retirar cualquier resto de aceite que pudiese quedar. Lo que no se puede hacer es dejarlas directamente sobre papel absorbente porque se quedarían pegadas al papel.

Hay que tener cuidado de no tocarlas hasta que estén frías porque cuando salen del aceite queman mucho.

Usos de las nueces caramelizadas

Usos de las nueces caramelizadas

Estas nueces caramelizadas son perfectas para decorar postres, para dar un toque crujiente a ensaladas como la Waldorf o simplemente solas como snacks.

Información nutricional

Para 1 porción (280g)

  • Calorías: 1066Kcal
  • Carbohidratos: 132.6g
  • Grasa total: 52.9g
  • Grasa sat.: 4.9g
  • Proteínas: 11g
  • Fibras: 4.3g
  • Azúcar: 126g
  • ProPoints: 29
  • SmartPoints: 48