Quantcast

Irene Lozano sobre su salida del CSD: «Mi sucesor debe saber que este es un puesto muy político»

La presidenta del Consejo Superior de Deportes (CSD), Irene Lozano, ha asegurado que no tiene «la menor idea» de quién le sustituirá en el cargo a partir de la próxima semana, aunque le ha avisado de que deberá «hacer un trabajo de gestión importante y también político», ya que «es un puesto mucho más político de lo que parece desde fuera».

«No tengo la menor idea de quién es mi sustituto. La persona que venga a este puesto lo más importante es que sepa que tiene que hacer un trabajo de gestión importante y también político, porque también es un puesto muy político, mucho más de lo que parece desde fuera. Para gestionar hay que tener capacidad y eso es lo más importante», explicó Lozano ante la prensa en la sede del CSD.

A la hora de repasar sus 14 meses en el cargo, que abandonará oficialmente el próximo martes, la todavía presidenta del CSD reconoció que le resulta «complicado» ponerse nota porque le «cuesta un poco» hablar de sí misma.

«Lo que hemos hecho muy importante es sacar al deporte de la pandemia. Ahora ya se ve, pero hubo momentos muy oscuros en los que no era tan obvio porque era una de las actividades más afectadas. Nuestros deportistas estaban muy preocupados y hemos conseguido ir sacándolo adelante con unos protocolos que les ha dado absoluta confianza a los deportistas. En un año muy duro hemos hecho todo lo que estaba en la mano hacer para salvar el deporte», reivindicó.

Respecto al fútbol, rememoró que «desde el principio» vio «muy clara la solución» para provocar el entendimiento entre Luis Rubiales y Javier Tebas. «Sentarles a una mesa y negociar. Creo que el Pacto de Viana tuvo la enorme oportunidad de ver que se podía hacer cuando los distintos actores tenemos voluntad. Me gustaría que esa cultura del pacto calara en el deporte. Creo que hemos dejado un hito importante con ese pacto», dijo.

En cuanto a la vuelta de público a los estadios, subrayó que comparte «ese deseo», pero que todavía deben ser prudentes. «Lo último que hemos hablado con el Ministerio de Sanidad es que primero tenemos que ver cómo impactan las cifras de incidencia después de la Semana Santa y a partir de ahí tomar decisiones, que siempre se tomarán protegiendo la salud de los deportistas», afirmó.

Respecto a las tareas que se quedan pendientes en el CSD, Lozano denunció que le parece «una injusticia enorme que las tres ligas profesionales de España sean de hombres». «Eso hay que cambiarlo y generar un espacio de igualdad para que las mujeres deportistas sean iguales que los hombres. Lo del fútbol queda muy avanzado y también hemos empezado a trabajar en la profesionalización del baloncesto», indicó.

Además, recalcó que abandona el cargo con la tranquilidad de que «el proyecto de Ley del Deporte está terminado». «E incluso actualizado después de la pandemia, está en el Ministerio para los siguientes trámites administrativos. Dentro de la complicación por la pandemia, dejamos una situación buena para el deporte», resumió.