Quantcast

El poder de usar un buen sérum

Seguro que has escuchado en más de una ocasión que el sérum es un producto clave en tu rutina facial… ¿Pero sabes exactamente de lo que estamos hablando?

El sérum facial es más que un simple producto. Estamos hablando de un completo tratamiento que se utiliza tanto para la zona del rostro, como para la del cuello. Su principal cometido es hidratar en profundidad. Esto es posible gracias a que se diseñan con fórmulas avanzadas, con una elevada concentración de activos.

Como existen muchos de estos productos, no siempre es fácil tomar la decisión sobre el que más nos interesa. Como recomendación, puedes echarle un vistazo a esta web de opiniones sobre serum. Aquí podrás informarte con opiniones reales de propiedades y beneficios de cada una de las marcas y productos cosméticos.

En las siguientes líneas vamos a estudiar con detalle todo lo relacionado con este tipo de producto:

¿Qué es un sérum y cómo puede ayudarte?

Es posible que te preguntes cuál es la diferencia entre sérum y crema facial. Este primer producto no cuenta con una formulación tan rica además de contar con una base de agua. Esto hace que el resultado sea una base más ligera, por lo que se absorberá mucho más rápido por la piel.

Los expertos recomiendan usar sérum cuando estamos hablando de una piel grasa: es capaz de hidratarla en profundidad, al mismo tiempo que respeta el equilibrio de sebo de la dermis. Sin embargo, en el caso de que tengamos una piel seca o con problemas de sequedad, es posible que necesitemos algún tipo de complemento de lípidos o agua.

Serúms dependiendo del tipo de piel

Con tan solo hacer una búsqueda en el mercado, descubriremos que existen diferentes tipos de sérums: los hay hidratantes, antiedad, antimanchas, preparados para tratar el acné, etc. Además, también se pueden clasificar en base a la textura que presentan (existen en formato aceite, emulsión, de gel…).

  • Si tienes la piel seca, una buena propuesta sería decantarse por un tipo de sérum rico en ácido hialurónico o glicerina. Es un producto perfecto para hidratar.
  • Para una piel madura existen sérums que están diseñados para tratar algunos de los estragos propios de la edad, como es el caso de las arrugas. Busca aquellos que integren ácido hialurónico en su fórmula, ya que este ingrediente tiene el poder de tersar la piel.
  • Para una piel con acné podemos apostar por un tipo de sérum más específico, como aquellos que tienen ácido glicólico, dioico o salicílico.

¿Cuál es la forma correcta de aplicar el sérum?

Es crucial que lo apliques antes de la crema hidratante habitual, y es que estamos hablando de un tipo de producto que se absorbe con mucha facilidad. Por supuesto, la piel debe estar totalmente limpia antes de hacerlo (usa un desmaquillante y un tónico previamente).

Es un producto muy concentrado, por lo que tan solo te hará falta una escasa cantidad de producto para cubrir la zona en cuestión.

Y si tienes más dudas sobre que es y como usar un sérum, en serumbelleza.comte darán toda la información que buscas y así hacerte con el producto que más te convenga.