Quantcast

Madrid iniciará la vacunación el domingo con las 1.200 dosis que recibirá ese mismo día

La Comunidad de Madrid iniciará la vacunación contra el Covid-19 el domingo, 27 de diciembre, con las 1.200 vacunas que recibirá ese mismo día, y al día siguiente recibirá 48.750 dosis.

Según ha precisado el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, en rueda de prensa junto a la directora general de Salud Pública, Elena Andradas, la Comunidad de Madrid recibirá cada lunes “de forma periódica” 48.750 dosis.

Zapatero ha señalado que esto será así “si se confirma la llegada de las vacunas en el tiempo y forma” tal y como ha comunicado este mismo día el Ministerio Sanidad, y que “en caso de que no sea así, Madrid adaptará su planificación”.

La administración de la vacuna se llevará a cabo en primer lugar a las personas mayores en residencias y al personal que las cuidan, así como a los residentes y trabajadores de centros de discapacidad.

Con las primeras 1.200 dosis, una cantidad “testimonial para iniciar la vacunación”, según el propio Zapatero, el domingo se comenzará a vacunar en tres residencias de la capital que han sido seleccionadas por su tamaño, y que acogen a un mayor número de personas, la Residencia para personas mayores Vallecas, perteneciente a la Agencia Madrileña de Atención Social (AMAS); la Residencia La Azaleas, del Grupo ASISPA, en Ciudad Lineal; y la Residencia para mayores Parque Almansa, del Grupo Ballesol, en Moncloa Aravaca.

A partir del lunes la vacunación se extenderá a más centros socio-sanitarios con un calendario planificado y por criterio asistencial para ir suministrando las dosis in situ a los residentes y al personal que los atiende, para lo que la Dirección General de Salud Pública ya ha formado a 46 equipos de Enfermería que se desplazarán a las residencias (14 de Atención Primaria, 2 de la Agencia Madrileña de Atención Social, 12 de Cruz Roja y 18 de los centros socio-sanitarios concertados y privados). Además, hay otros 22 equipos de reserva pertenecientes a los hospitales de la red pública y de Atención Primaria que recibirán la formación en los próximos días.

La formación consiste en conocer cómo hay que hacer el proceso para reconstituir la vacuna antes de administrarla, es decir, su preparación, así como la grabación en las bases de datos de la información necesaria para asegurar la trazabilidad de los vacunados.

Esta vacuna se administra en dos dosis, una primera y, a los 21 días, la segunda, y la inmunidad se adquiere siete días después de la segunda dosis, de manera que durante la primera semana se irá reservando la segunda dosis a las personas que han recibido la primera.

Según los cálculos de la directora general de Salud Pública, Elena Andradas, la población diana de la primera fase, los mayores y las personas con discapacidad en residencias y los trabajadores sociosanitarios que les atiende, así como los profesionales sanitarios de primera línea, ascienden a 65.000 personas.

Si se confirma la cadencia de llegada de vacunas anunciada por el Ministerio, de 50 bandejas de vacunas de la farmacéutica Pfizer, con 975 dosis en cada una, es decir, 48.750 dosis cada lunes durante 12 semanas, la Comunidad prevé administrar 23.000 dosis semanalmente hasta llegar a todas las residencias públicas y privadas, a las que se van a desplazar los equipos de enfermería preparados.

En total en la región hay 651 centros socio-sanitarios –449 de mayores, 175 de discapacidad y 27 de enfermos mentales– con 47.354 residentes y 13.777 trabajadores.

En cuanto se complete este ámbito, la Consejería de Sanidad comenzará el operativo para la vacunación al personal sanitario, formado por 140.000 profesionales incluidos los de los hospitales y clínicas privadas, de los que 94.500 forman parte de la red pública. En primer lugar, se vacunará al personal sanitario que se encuentre en primera línea frente al coronavirus.

Andradas estima que en torno a la tercera semana del mes de enero habrá dosis suficientes para abordar la vacunación del personal sanitario de primera línea, y la vacuna se administrará independientemente del estado inmunitario de la persona que la reciba.

Para los primeros días se activarán 38 equipos y a medida que vayan llegando las dosis esperadas se pondrán en marcha todos los equipos, de manera que si se cumple lo previsto en la primera semana de enero estarán en funcionamiento los 46 equipo.

Por otro lado, Andradas ha justificado la decisión de externalizar el almacenamiento para garantizar el correcto almacenaje en ultracongeladores y la distribución diaria en las residencias de ancianos por parte de la misma empresa, a la que se ha contratado con carácter de emergencia.

Zapatero y Andradas han recordado que la llegada de la vacuna es una noticia “excelente” y “esperanzadora”, pero han advertido de que una primera dosis no protege, y han señalado que, a medida que se vaya extendiendo la vacunación al resto de la población, los pilares básicos de prevención de la transmisión van a seguir siendo las medidas de protección, el uso de la mascarilla, la distancia social, la higiene de manos y una adecuada ventilación en los espacios cerrados.