Compartir

‘Polònia’, el programa de sátira de la cadena independentista ‘TV3’ se ha saltado todos los límites del humor al utilizar la muerte del pequeño Julen, el niño de dos años que murió tras caer en un pozo en Totalán (Málaga), en uno de sus últimos sketch.

El motivo no ha sido otro que mofarse de la presentadora de ‘Espejo Público’ en Antena 3 Susanna Griso.

El lamentable sketch arranca mostrando lo que supuestamente es una reunión de redacción, donde la supuesta Griso subraya la necesidad de hacer un programa en el que no den voz a Vox: “Necesitamos un programa entero sin hablar de Vox, ¿se os ocurre algún tema no-ultraderecha que tratar?”.

Ante la petición, los redactores le ofrecen temas como por ejemplo el de unos ‘patitos’ que quieren cruzar la calle, aunque es descartado porque portan banderines de camino a un mitin de Vox. Finalmente, uno de los supuestos redactores propone el caso Julen: “¿Quizá alguien ha caído en un pozo”.

Es en ese punto donde la “periodista”consulta la app ‘wallapozo’ para consultar si alguien ha caído en un pozo y tras comprobar que no, continúa:  “No puedo hablar de pozos, no puedo hablar de Vox… ¡Así no hay manera de hacer periodismo!”.

El ‘sketch’ termina cuando la doble de Griso asegura tener una idea y aparece con el líder de Vox, Santiago Abascal, en medio del campo. Allí le tira dentro de un pozo donde asegura que está el Cid Campeador y Don Pelayo.

Desde ese lugar, arranca una conexión ficticia: “Buenos días, hoy habrá que hablar de Vox porque por casualidad y pura fatalidad, Santiago Abascal ha caído en este pozo”.