Compartir

David Serrano, tío del pequeño Julen que falleció el pasado mes de enero tras caer en un pozo ilegal en su finca de Totalán (Málaga), ha expresado su malestar por la decisión judicial que le sitúa como único responsable de la muerte del niño.

En ‘El programa de Ana Rosa’, se ha mostrado contundente: “Tanta culpa tengo yo como sus padres por no estar atentos”.

Tras apuntar que las cartas ya están echadas sobre la mesa, Serrano ha disparado tanto contra la magistrada del caso, como contra los padres del niño:

“La jueza ya lo ha dicho, que va a por mí, pero aquí tanta culpa tengo yo como el pocero, como los padre de Julen, porque allí se encontraba mi chiquilla, pero mi niña chiquitilla estaba al cuidado de su madre”.

En sus primeras declaraciones tras conocerse que se le imputa un delito de homicidio imprudente, David ha declarado en el programa de ‘Telecinco‘ que se trata de algo injusto:

“¿Que yo he echo un pozo mal, ilegal? Perfecto, que esté acusado por eso, pero no por la muerte de un niño chiquitillo”.

Precisamente, sobre la existencia del fatal agujero, ha recordado que el pocero solo fue convocado para testificar cuando fue él quien generó el peligro.

Sobre su situación personal, Serrano ha dejado claro que la relación con los padres de Julen está completamente rota y ha contado cómo le atacan de forma constante: “Están poseídos. Van chillando por ahí que soy el asesino de su hijo, por el barrio. ¡Barbaridades!”.