Quantcast

Cómo hacer agua de piña y por qué deberías tomarla a diario

-

La piña, lo hemos oído muchas veces, es una fruta con gran cantidad de propiedades saludables. Destaca muy especialmente por sus propiedades digestivas y diuréticas, lo que la convierte en uno de los mejores alimentos cuando queremos hacer un “detox” en nuestro organismo. Es una fruta fresca, dulzona y deliciosa que gusta a casi todo el mundo.

Solo tiene un inconveniente que echa para atrás a muchos a la hora de consumirla. No es fácil pelarla, pues su cáscara es dura y exige destreza y fuerza. Además, al comer la piña se suele tirar la piel, pensando que no sirve para nada. Hacer agua de piña es una forma excelente de aprovechar todas las partes de la piña y beneficiarnos de sus propiedades nutritivas. Toma nota.

1
Propiedades de la piña

piña

Esta fruta, ya lo hemos dicho, es especialmente interesante desde el punto de vista de sus beneficios para la salud. En la piña, por ejemplo, encontramos una gran cantidad de vitaminas y nutrientes necesarios para nuestro organismo. Podemos citar la vitamina C, la vitamina B, el magnesio, el manganeso, la fibra alimentaria y ácido fólico. 

La piña es el único alimento en el que encontramos bromelina. Se trata de una enzima con propiedades antiinflamatorias y que ayuda a fortalecer el sistema inmunológico. Entre otras aplicaciones, sirve para prevenir el cáncer, mejorar la cicatrización de la piel y para cuidar el intestino. 

Además, al igual que muchas otras frutas, al consumir piña estamos consumiendo antioxidantes. En concreto, esta fruta tropical, originaria de América del Sur, es rica en antocianinas. Estas no son ni más ni menos que los pigmentos que le dan color a las frutas y verduras. Al margen de eso, han demostrado ser enormemente beneficiosas para prevenir enfermedades cardiacas. 

Atrás
Comentarios de Facebook