martes, 29 septiembre 2020 7:36

Qué es la razón social

La razón social va más allá del nombre de la empresa es un concepto importante que tiene mucho que ver con su constitución y con su marco legal.

Cuando vamos a montar una empresa o negocio debemos pensar en muchas cosas, por eso es fundamental establecer un plan preciso con todos los pasos. Una vez que nos hemos decidido a dar el salto y convertirnos en emprendedores, comienza el trabajo duro. Debemos comenzar investigando el mercado para analizar qué posibilidades de éxito tiene nuestra empresa y valorar la competencia, aprendiendo de sus aciertos y de sus errores. Después debemos crear una estrategia de marketing, valorar si nuestro negocio va a tener un espacio físico o vamos a desarrollarlo básicamente online, etc. Cuanto más estudiado y planeado esté el proyecto, más nos habremos anticipado a los posibles problemas que pueden ir surgiendo y mayores serán las posibilidades de éxito.

Después, a la hora de dar de alta tu empresa, tendrás que realizar una serie de gestiones y trámites de manera imprescindible, la primera de las cuales es elegir la forma jurídica, puede tratarse de una sociedad anónima, una sociedad limitada, una cooperativa, etc. Entre otras cosas esto afectará a tus obligaciones tributarias y contables así que es un asunto serio.

Pero qué es entonces la razón social

Qué es la razón social

Te estarás preguntando qué tiene todo esto que ver con el término que nos ocupa, la razón social, pues bien, este es el nombre oficial que permite identificar a una empresa. La razón social es pues el nombre oficial y legal que aparece en la documentación que permitió constituir a la persona jurídica en cuestión.

La razón social es un nombre único ya que permite identificarla de manera inequívoca y debe estar claramente expresada en el documento con el que se constituye la empresa. Si establecemos una analogía con las personas físicas, la razón social vendría a ser como el nombre oficial que figura en el DNI y en los documentos importantes.

La razón social no tiene por qué coincidir con el nombre comercial de la empresa (este podría corresponder al apodo con el que se conoce a algunas personas, o quizás al nombre artístico). Por ejemplo, Pepsi es el nombre comercial de la empresa cuya Razón Social es PepsiCo, Inc. o McDonald’s es el nombre comercias de la empresa cuya razón social en algunos países es Arcos Dorados, C.A.

Clarificando conceptos

Qué es la razón social

Así podemos distinguir tres conceptos diferentes:

Marca: es el signo que los consumidores identifican con una determinada empresa, por ejemplo, el símbolo de la manzana de Apple.

Nombre Comercial: es el que se utiliza para diferenciarlo de los competidores y el que en teoría mejor funcionaría en términos de marketing.

Razón Social o denominación social es el nombre oficial que se utiliza para constituir la empresa y aparece en toda su documentación oficial.

Por lo tanto, es obligatorio a efectos legales que una empresa tenga una razón social también conocida como denominación legal. Es lo que le permite registrarse como personas jurídica y la identificará tanto a ella como a los integrantes de la empresa. Se emplea a niveles formales, administrativos y jurídicos.

Prohibiciones para establecer una razón social

Qué es la razón social

Existen una serie de prohibiciones para elegir la razón social de una empresa. Las más destacadas son:

  • La Razón social de una empresa no puede hacer referencia a una actividad que sea ajena al objeto social.
  • Para incluir en una razón social el nombre de una persona debemos contar con su consentimiento expreso.
  • No se pueden registrar razones sociales si ya existen en otro idioma o fonéticamente suenan de un modo muy parecido.
  • Tampoco se pueden registrar razones sociales cambiando el orden de las palabras de otras que ya existen.

Estas medidas y otras más que aparecen especificadas en la página correspondiente del Registro Mercantil se toman con el fin de asegurar el bienestar de los consumidores y los derechos de las diferentes empresas.

Sufijos de las Razones Sociales

Qué es la razón social

En función de tipo de sociedad mercantil constituida tendrá un sufijo diferente, por ejemplo:

  • S.A. es el sufijo para las sociedades anónimas
  • S.L. es el sufijo para las sociedades limitadas
  • S.L.N.E. este es el sufijo que llevan las sociedades limitadas nueva empresa
  • S.L.L. es el sufijo de las sociedades limitadas laborales
  • S.C. es el que corresponde a las sociedades colectivas
  • S. Coop. Es el sufijo de las sociedades cooperativas.

Son las leyes mercantiles de las diferentes naciones las que establecen cuáles son los pasos precisos que es necesario seguir para el registro de una razón social. Suelen tratarse de un proceso riguroso en el que hay que demostrar la originalidad del nombre para evitar las sanciones jurídicas que traería aparejado caer en un plagio.

Así mismo, los cambios de razón social suelen ser sometidos a controles severos para evitar las acciones de tipo ilegal.