Quantcast

Piden al Gobierno que diga el coste de los ERTE

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha pedido este martes al Gobierno que informe del coste de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE), tanto en prestaciones como en exoneraciones, para poder negociar en condiciones la prórroga de estos procedimientos.

Durante su intervención en la Asamblea de CEIM, a la que ha asistido también el líder del PP, Pablo Casado, Garamendi ha señalado que es difícil sentarse a negociar en una mesa cuando falta información.

Previamente, en una entrevista con Radio Intereconomía, el dirigente empresarial ha insistido en que los agentes sociales “tienen derecho” a conocer estos datos y ha pedido al Ministerio que sea transparente y se los proporcione. “Es fundamental tener esos datos para poder negociar”, ha subrayado.

No obstante, desde el Ministerio que dirige Yolanda Díaz se ha señalado que la patronal tiene los datos que dependen de Trabajo “desde el primer día”.

El presidente de la CEOE también ha lamentado que los ERTE no estén ya prorrogados y que se tenga que negociar su extensión cada pocos meses, lo que supone para las empresas una especie de “espada de Damocles” constante y mucha incertidumbre.

Garamendi ha advertido de que o existen los ERTE o en lugar de ello se hablará de cierre de empresas y que hay sectores, como la hostelería, el ocio nocturno, el transporte de viajeros, las agencias de viajes o el turismo, que lo van a seguir pasando mal durante un tiempo, por lo que necesitan tener esta herramienta a su disposición.

Así, ha apuntado que algunas actividades que están y seguirán “tocadas” hasta que acabe la pandemia deberían tener la posibilidad de acogerse un ERTE al menos hasta Semana Santa e “incluso hasta junio en algún caso”. “Lo que tenemos claro es que no puede quedarse nadie atrás”, ha señalado.

El dirigente empresarial ha indicado que las organizaciones empresariales y sindicales tienen posturas “bastante cercanas” en algunos temas, como focalizar las exoneraciones de cuotas en los trabajadores que se quedan en el ERTE y no en los que salen, o como en el mantenimiento de la base reguladora de la prestación en el 70% aunque se reciba durante más de seis meses (a partir del sexto mes baja al 50%).

“ANSIA POR LEGISLAR”

Durante su intervención en CEIM y en Radio Intereconomía, Garamendi ha criticado que desde el Gobierno se estén abriendo “muchos melones” sobre los que no es el momento de hablar, como el teletrabajo o la reforma laboral.

“No compartimos ese ansia por legislar ya el teletrabajo. Deberíamos gestionar esa ley con más tranquilidad”, ha apuntado el líder empresarial, que además ha cuestionado la paradoja de que la ley del trabajo a distancia se quiera aplicar a las empresas y no a las Administraciones Públicas. “No se entiende muy bien”, ha apuntado.

Pero, en su opinión, hay algo todavía “más grave”: que el Gobierno esté anunciando cambios en la reforma laboral, creando inseguridad jurídica cuando lo que se necesita es confianza. “No sabemos si van a cambiar una norma u otra. Esto es ir en la dirección contraria a lo que debiéramos”, ha avisado.

Garamendi, que ha afirmado tener una interlocución frecuente con el líder del PP, presente en el acto de CEIM, ha concluido su discurso en esta asamblea con un mensaje para el Gobierno: “es importante proponer, pero también escuchar”.

Comentarios de Facebook