Quantcast

El ICO descarta un problema de impagos en su línea de avales

El Instituto de Crédito Oficial (ICO) ha descartado este jueves en el Congreso “problemas de impacto” en las cuentas del organismo derivados de una mora en la línea de créditos avalados por esta entidad a empresas y autónomos para afrontar la crisis provocada por la pandemia de Covid-19 y ha rechazado aumentar sus provisiones para cubrir evenutales pérdidas.

Así lo ha manifestado la directora general de Negocios del ICO, Rosario Casero, que en su comparecencia ante la Comisión de Presupuestos de la Cámara Baja para explicar las nuevas cuentas públicas del Gobierno ha detallado que el límite de endeudamiento de este banco público alcanza los 5.900 millones de euros, un “límite totalmente holgado” a las necesidades previstas para el próximo ejercicio, ha dicho.

Casero, que ha intervenido en sustitución del presidente del banco, José Carlos Garcío de Quevedo, –en confinamiento preventivo por el positivo de una persona cercana, ha indicado– ha asegurado que el organismo trabaja, junto con el resto de entidades, la Comisión Europea, el Banco de España y la dirección General del Tesoro en la ampliación de los plazos de carencia y vencimiento de estos préstamos, y que espera que llegue “a buen término”.

Casero ha rechazado la posibilidad de una crisis de impagos en la línea de créditos con el aval público del ICO, señalando que generaría déficit en las entidades financieras colaboradoras –109 han firmado convenios con el Instituto, que ha participado con su aval en 860.000 operaciones por valor de 105.000 millones–. “Estaremos todos detrás para que esto no suceda”, ha subrayado, rechazando que exista “una morosidad oculta” en sus créditos.

Así, ha detallado que al cierre de septiembre este índice se encontraba al 4,1%, ocho décimas por debajo del 4,9% que arroja la media de la banca respecto a sus operaciones con las empresas.

Respecto a la posibilidad de llevar más allá de los avales la intervención del banco, ha explicado que el problema detectado y “contrastado” con el resto de agentes económicos era el de la falta de liquidez, y la necesidad de proveer de garantías a los bancos, demostrándose, ha dicho, “como un producto eficaz” pero que “con la misma agilidad” que se actuó para poner en marcha esta línea,se tomarán “las medidas oportunas según se vayan dando nuevos eventos”.

“Estamos en condiciones de poner cuantas medidas estime que necesite la economía y las empresas para seguir adelante”, ha manifestado, destacando el “tiempo récord” para desarrollar estas líneas, y justificando el aumento del 5% de gastos de personal ante un aumento del 38% de la actividad. “No vemos problema de colapso ni de lejos en 2021, pero el ICO necesita medios”, ha dicho.

Casero también ha reivindicado un coeficiente de solvencia del ICO del 34,2%, “muy por encima” de entidades comparables europeas, y ha explicado que para el próximo ejercicio prevé emisiones de más de 4.500 millones de euros en los mercados de capitales con préstamos del Banco Europeo de Inversiones (BEI) y “muy focalizados en emisiones de bono social y verde”.

Comentarios de Facebook