Quantcast

La central de Endesa en Melilla recibe el premio Basf por su sistema con baterías de coches eléctricos

El proyecto ‘Second-Life’ que Endesa ha puesto en marcha de forma pionera en su central térmica de Melilla ha sido reconocido con el prestigioso premio BASF en la categoría de Mejor Práctica de Economía Circular para Grandes Empresas.

Según ha informado Endesa en un comunicado, este galardón, que concede por segundo año el Grupo BASF y el Club de Excelencia en Sostenibilidad en colaboración con Corresponsables, reconoce las mejores prácticas de Economía Circular en España premiando proyectos que “afrontan los desafíos de los recursos naturales limitados a través de distintos modelos de negocio circular”.

Así, ha explicado que eso es lo que hace el proyecto ‘Second-Life’ de Endesa, premiado en la categoría de Mejor Práctica de Economía Circular para Grandes Empresas. Este proyecto, pionero en Europa, utiliza las baterías antiguas de 78 coches eléctricos como fuente de energía, interconectándolas y almacenándolas en la central térmica de Endesa en Melilla.

De esta forma se logra generar una potencia de hasta 4 MW y una energía máxima de 1,7 MWh, es decir, puede inyectar a la red eléctrica de Melilla energía durante 15 minutos en caso de incidencia en el sistema principal de la central.

“Para nosotros este proyecto ha supuesto todo un desafío”, ha señalado el director general de Generación de Endesa y el encargado de recoger de forma virtual el premio debido a las restricciones de movilidad derivadas del Covid-19, Rafael González, quien ha señalado que “Second-Life se puede convertir en un modelo de sostenibilidad ya que el número de vehículos eléctricos aumenta exponencialmente y la segunda vida de esas baterías juega un rol fundamental en el sector energético”.

“El proyecto de baterías Second-Life quedará integrado en la central térmica de Endesa proporcionando un respaldo a la producción de esta. El sistema eléctrico de Melilla es un sistema aislado que se beneficiará de una mayor estabilidad, calidad y garantía de suministro gracias a la aportación de las baterías, que también aminorarán la magnitud y el tiempo de la resolución de las incidencias en la red”, ha explicado Tomás Muñoz, responsable de Endesa de la planta de Melilla.

Esta nueva vida de las baterías de los coches eléctricos no sólo garantiza la seguridad de suministro, sino que representa todo un avance en la reutilización de baterías de coches eléctricos que tienen una media de vida de unos seis años, dependiendo de su uso. Precisamente una de las innovaciones aplicadas en este proyecto es el hecho de que no hace falta desmontar las baterías, lo que facilita su uso.

Este proyecto desarrollado por Endesa cuenta con la colaboración del fabricante de automoción Nissan y se utilizan ‘battery packs’ de su modelo Nissan LEAF.

PIONEROS EN SISTEMAS DE ALMACENAMIENTO

Endesa ha destacado ser “pioneros en la investigación y desarrollo de proyectos de almacenamiento energético a gran escala” y ha destacado proyectos de almacenamiento como el de la central térmica de Carboneras (Almería), que es en estos momentos el mayor de España y que está basado en baterías de iones de litio de 20 MW de potencia y 11,7 MWh de capacidad de producción.

Endesa es la primera compañía eléctrica de España y la segunda en Portugal. Es, además, el segundo operador gasista del mercado español. Desarrolla un negocio integrado desde la generación hasta la comercialización y ofrece también, a través de Endesa X, servicios de valor añadido orientados a la descarbonización de los usos energéticos en hogares, empresas, industrias y Administraciones Públicas.

Comentarios de Facebook