martes, 29 septiembre 2020 5:22

Le crecen los demonios a Michael Jordan. ¡Está furioso!

El documental de la plataforma Netflix y de la ESPN sobre Michael Jordan, “The Last Dance”, está dando mucho que hablar. Si hace unos días era Horace Grant el que afirmaba que el documental era una manipulación, lo cierto es que a medida que van pasando los capítulos más compañeros están posicionándose en contra.

Y es que en The Last Dance se hace un repaso a la vida de Michael Jordan en su última etapa en los chicago Bulls, donde consiguió su sexto anillo.

A MICHAEL JORDAN LE CRECEN LOS DEMONIOS

El famoso jugador de basket ya lo advirtió días antes de que la serie saliera a la luz: “La gente va a pensar que soy un capullo cuando vea la serie”. Y no estaba equivocado, ya que a medida que han ido pasando los capítulos, cada vez han sido más los ex compañeros del jugador que han alzado la voz en contra del documental.

Primero fue Horace Grant el que afirmó que era Jordan quien manipulaba, cuando en el documental el protagonista hablaba sobre un incidente que vio el primer día como jugador en la NBA.

A medida que hemos podido ir viendo los capítulos, hemos visto cómo era Michael Jordan dentro del vestuario. Y qué era capaz de hacer el afamado jugador de baloncesto con tal de ganarlo todo. Robert Parish llegó ese año a los Bulls, con tal de ganar el anillo de la NBA con el equipo. A diferencia de otros jugadores, Parish, a sus 43 años, no estaba dispuesto a aguantar más de lo necesario a Michael Jordan. Y no le pasó ni una.

“Le dije que yo no estaba enamorado de él como esos otros chicos. Yo también tenía mis anillos”

Nada más llegar, tuvieron un encontronazo. Después de soltarle esto, Jordan le dijo a Parish “Te voy a patear el culo”, a lo que el veterano jugador le contestó: “No, no vas a hacerlo”. Y ya no lo molestó más.

PIPPEN ESTÁ FURIOSO

Michael Jordan y Scotie Pippen

Scotie Pippen fue el escudero más fiel de Michael Jordan en aquella etapa en los Bulls. A pesar de que el jugador no ha hecho declaraciones en público, algunas fuentes norteamericanas afirman que estaría muy enfadado después de ver en la situación que lo deja el documental.

Según David Kaplan, Pippen está furioso por la manera en que “The Last Dance” le hace quedar dentro de la historia.

Sin duda, a este paso “Air” Jordan se quedará sin compañeros a medida que vayan viendo The Last Dance. Veremos cuántos más salen a opinar públicamente sobre el polémico documental, que sin duda está consiguiendo lo que se había propuesto.