Compartir

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio ha sacado a licitación pública, a través de la Agencia de Obra Pública de la Junta, las obras de adecuación y mejora del Paseo Profesor Juan Ossorio y de la calle Profesor Adolfo Rancaño en el Campus Universitario de Fuentenueva de Granada. La consejera Marifrán Carazo, acompañada por el alcalde de Granada, Luis Salvador, y la rectora de la Universidad de Granada, Pilar Aranda, ha explicado los detalles de la obra, pendiente desde 2008 y desbloqueada por el nuevo Gobierno andaluz tras la redacción, por fin, del proyecto constructivo de reurbanización.

Marifrán Carazo ha destacado que para el nuevo Gobierno andaluz “es una prioridad desbloquear las obras compensatorias del Metro de Granada como el parking de la estación del AVE, cuyas obras empezaron el pasado viernes; la rotonda de Churriana, ya en servicio; la mejora del eje Arabial-Palencia y, ahora, los Paseíllos Universitarios, entre otras”, ha asegurado la consejera tras lamentar “el desinterés del anterior Gobierno socialista”.

La actuación de los conocidos como Paseíllos Universitaros sale a licitación pública con un presupuesto base de 1.681.930 euros y un plazo de ejecución de las obras de nueve meses. Los trabajos forman parte de las actuaciones complementarias por la puesta en marcha del Metro de Granada, según un convenio de colaboración firmado entre la Junta de Andalucía y la Universidad de Granada en noviembre de 2008 para el paso del metro por el campus universitario de Fuentenueva. Sin embargo, hasta la llegada del nuevo equipo de Gobierno a la Junta de Andalucía no se redactó el proyecto constructivo de reurbanización de este espacio, tras consensuar los detalles de solería y terminación con la propia Universidad el pasado abril, informa la Junta en un comunicado.

Ordenación de la zona peatonal

Las obras consisten en la urbanización y ordenación de los espacios en la zona peatonal de la Universidad de Granada y afecta concretamente al paseo Profesor Juan Ossorio y a la calle Profesor Adolfo Rancaño.

El tramo de la calle Profesor Adolfo Rancaño mide unos 170 metros de largo y su función actual es dar acceso peatonal y rodado restringido a varios edificios universitarios, siendo utilizada como bolsa de aparcamiento. En esta calle se va a urbanizar la zona peatonal en la margen de la Facultad de Ciencias, con un ancho de unos diez metros con acera lateral de acceso a los edificios, zona de césped artificial, paseo peatonal y zona de alcorques. Cabe destacar la remodelación del acceso al edificio de la Facultad de Ciencias, que se hará con rampa para personas con movilidad reducida, así como el acceso peatonal al edificio Mecenas y al instituto Padre Manjón.

En la misma calle Profesor Adolfo Rancaño se habilitará una zona para el tráfico rodado y aparcamientos de diez metros de ancho, calzada única de un carril para cada sentido y franja de aparcamientos en batería. El proyecto incluye la iluminación completa con 14 farolas, dotadas de luminarias led de bajo consumo, y la revisión de todo el drenaje de la calle, con nuevos imbornales y pozos para hacer la red de saneamiento más efectiva.

El paseo Profesor Juan Ossorio es de uso peatonal y ciclista, con tráfico rodado esporádico exclusivo para personal de la Universidad de Granada y tareas de mantenimiento. Tiene una longitud de 560 metros y está dividido en dos tramos, separados por la línea de metro. En esta franja de Paseíllos Universitarios, la reurbanización consiste en la renovación de la calzada, la reparación de las aceras y la adecuación de parterres y alcorques. También en este lado se llevará a cabo la renovación completa de la iluminación, con nuevas farolas y la adecuación de cruces y accesos a los edificios. Igualmente se adecuarán algunos accesos, como la zona de carga y descarga de las piscinas universitarias.