Compartir

Este jueves se celebró en Teror la primera reunión organizativa de cara a la visita que realizará la Virgen del Pino a los municipios afectados por los incendios entre el 12 y el 20 de octubre próximos, decretada por el Obispo de Canarias en expresión de acción de gracias y anunciada el pasado 8 de septiembre, en el día de su festividad.

En esta primera mesa de trabajo, en la que estuvieron presentes el vicario general de la Diócesis de Canarias, Hipólito Cabrera, acompañado del párroco de Teror, Jorge Martín de la Coba, junto a los alcaldes de Teror, Gonzalo Rosario; Artenara, Jesús Díaz; Moya, Raúl Afonso; Tejeda, Francisco Juan Perera; Santa María de Guía, Pedro Rodríguez; Valleseco, Dámaso Arencibia; la primera teniente de alcalde de San Mateo, Davinia Falcón; el concejal de Agaete, Julián Rosario y el alcalde de Gáldar, quien además acudió en representación del Cabildo de Gran Canaria, Teodoro Sosa, se abordaron cuestiones relativas a la seguridad de los ocho días que durará la peregrinación de la imagen por los diferentes templos de cabecera de estos municipios.

Tras esta primera reunión conjunta, en los próximos días el Obispado coordinará junto a cada uno de los municipios los eventos que se celebrarán con motivo de la visita.  

En el caso de Gáldar, la imagen de la virgen llegará el domingo 13 de octubre, un día después de partir de su basílica en Teror y después de pasar la jornada del día 12 en Agaete. El lunes 14 abandonará el Templo Matriz de Santiago hacia Santa María de Guía y el día 15 llegará al municipio de Moya. El miércoles 16 estará en San Mateo para continuar el 17 en Tejeda, el 18 en Artenara y el 19 llegará a Valleseco, desde donde retornará en procesión hasta su basílica la mañana del domingo 20 de octubre.

En cada municipio está previsto que se realicen tres funciones ante la presencia de la imagen: una por la mañana, otra a mediodía y una institucional por la tarde que estará presidida por el Obispo de la Diócesis de Canarias, Francisco Cases. Además, a las 20:30 horas está previsto que la imagen de la virgen salga al pórtico de la Iglesia, donde se realizarán los actos que se coordinen entre la parroquia y el municipio.