domingo, 16 junio 2024 5:02

El destino final de Mario Hermoso mucho peor que el Atlético

Las altas pretensiones de Mario Hermoso le alejan de la buena vida en el Atlético de Madrid

El culebrón de Mario Hermoso con el Atlético de Madrid podría estar cerca de resolverse. Tras varios meses de negociaciones y después de un último intento del club por retenerle, la salida del defensor rojiblanco a final de esta temporada parece estar cerca de resolverse. Y es que, el jugador ha decidido que su rendimiento ha estado por encima de lo que el club le ofrece y no ha aceptado la rebaja salarial de la última oferta.

Por desgracia para el futbolista, los destinos que le han surgido, aunque cubren las demandas salariales no son tan atractivos a nivel deportivo. Así, parece que será el Nápoles el equipo que finalmente se haga con los servicios del madrileño de cara a la temporada 2024-2025.

Mario Hermoso
Mario Hermoso Cambia El Atlético Por El Nápoles

Mario Hermoso se queda sin Champions League a cambio de una ficha mayor

Ha quedado claro que el objetivo de Mario Hermoso es ganar el máximo dinero posible aunque esto supongo sacrificar su éxito deportivo. Esta intención queda patente desde el momento en el que defensor madrileño no aceptó la oferta de renovación del Atlético de Madrid en la que le ofrecían un salario anual de dos millones de euros con el aliciente de volver a disputar la Champions League.

Sin embargo, Mario Hermoso ha preferido elegir la opción del Nápoles. Así, Aurelio de Laurentiis le habría ofrecido una ficha de tres millones de euros anuales, tan solo un ‘kilo’ más que el club del Metropolitano. Como contrapartido, el defensor rojiblanco no estará presente en ninguna de las competiciones europeas la próxima temporada.

Un cambio a peor

Además de cambiar a peor en materia deportiva, el Atlético jugará la Champions League y peleará por LaLiga en la temporada 2024-25 mientras que el Nápoles debe rehacerse pala luchar por el ‘Scudetto’, Mario Hermoso también ha perdido con el cambio de la ciudad escogida para vivir, y lo hace por una diferencia económica mínima.

Así, el defensor ha decidido mudarse con su familia a Nápoles, una de las peores ciudades de Italia para vivir. Además, lo hará para ganar un millón de euros más al año, una diferencia que se verá reducida por el mayor coste de vida que existe en el país transalpino.