Mucho ojo: con estos despidos no tendrás derecho a paro

Quedarse sin trabajo es siempre una situación difícil, sobre todo cuando se tiene familia que mantener. Por eso, uno de los primeros pensamientos que asaltan a quien pierde su empleo es si podrá o no cobrar la prestación por desempleo. Sin embargo, no basta solo con haber cotizado lo suficiente, también es necesario que el despido se ajuste a determinadas causas para poder cobrar el paro. Lo aclara el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) en su página web. Para percibir el paro hay que encontrarse primero en «situación legal de desempleo«. Es decir, haber dejado de trabajar en contra de la propia voluntad, independientemente del motivo. En este artículo te contaremos en qué casos no puedes percibir la prestación por paro.

La importancia de estar bien informado

La Importancia De Estar Bien Informado

En definitiva, como se ha podido comprobar a lo largo del artículo, en caso de ruptura voluntaria con la empresa resulta clave conocer bien las condiciones que permiten después algún tipo de protección frente al desempleo. Informarse adecuadamente con antelación, seguir los pasos correctos y documentar las circunstancias del cese son factores decisivos para poder acceder finalmente a cobrar el paro o las ayudas alternativas existentes.