Quantcast

El truco para recuperar el pescado que huele

Comprar pescado tiene su ciencia, debido a que es un producto que no dura demasiado tiempo fresco antes de comenzar a ponerse malo. Si lo compras en el día, se tiene que comer al instante o congelarlo en vez de dejarlo en la nevera. Si no se realiza, se corre el riesgo de que huela mal.

Sin embargo, aprender a diferenciar entre el pescado que huele a mar y el que tiene un olor tan insoportable es la clave para conocer si está en buen estado o lo mejor es dejarlo en la basura. En el artículo de hoy, te contaremos un truco para recuperar el pescado que huele y disfrutes de deliciosos platillos. ¡Comencemos!

¿Cómo saber si el pescado está podrido?

El truco para recuperar el pescado que huele
El truco para recuperar el pescado que huele

Para conocer si el pescado está todavía en buen estado, lo mejor que puedes hacer es confiar en tus sentidos. Un golpe de nariz será suficiente para decidir si el pescado está podrido. Sin embargo, la diferencia entre un ligero olor a mar o tierra y uno estropeado se encuentran en las características del pescado.  

De manera que, si el pescado tiene la carne firme y no blando, posee un aspecto y tacto húmedo en vez de encontrarse seca o gris estará dañado. También, debes fijarte en los ojos si están blanquecinos y poco brillantes, es signo de que está en mal estado.