Quantcast

Así se prepara una salsa brava sin tomate

Para muchos, la salsa brava auténtica no tiene por qué llevar tomates; y es por eso que al prepararla se apegan a la receta de otrora, a la que las abuelas preparaban de manera cuidada y utilizando al pimentón como el protagonista del más atractivo color. 

Si quieres destacar con esta salsa de sabor original, no te pierdas ningún detalle y anímate a prepararla con estos simples pasos que te explicaré de manera detallada para que la hagas con margen de error cero.

Ingredientes que necesitas para preparar una salsa brava sin tomate

comida

El tomate es uno de los ingredientes más apreciados en la cocina española y por eso no es de extrañar que sea protagonista de una buena cantidad de platillos. Ahora bien, aunque al utilizarse en la preparación de algunas salsas es sumamente divino, la verdad es que, en el caso de la brava, esta no lleva este fruto entre sus ingredientes.

Los verdaderos ingredientes de la salsa brava tradicional son: 3 cucharadas de aceite de oliva, 1 diente de ajo, 1 cebolla, 1 cucharada de pimentón dulce, 1 cucharada de pimentón picante, 2 cucharadas de harina de trigo y ½ litro de caldo de pollo casero.

Tal como ves, son pocos los ingredientes que vas a necesitar y lo mejor de todo es que todos son económicos y fáciles de conseguir. Pasemos entonces a la preparación de esta deliciosa salsa auténtica.