Quantcast

Cómo saber la edad de un perro

¿Sabes cuál es la edad que tiene tu perro? No nos referimos a los años que han transcurrido desde que nació, porque eso es fácil de determinar, sino su equivalencia a la edad de los seres humanos, porque eso te va a dar la pista de como debes tratarlos, del tipo de pienso que debes darle y los cuidados que van a ir necesitando a medida que pase el tiempo, lo mismo que con las personas cuando se van haciendo mayores.

¿Has comprado o adoptado a un perro?

¿Has comprado o adoptado a un perro?

Cuando adoptas o adquiere un perro, vas a interesarte siempre por saber la edad que tiene, pero no se trata de una información que vayas a utilizar para poder celebrar el día de su cumpleaños, sino que es un dato muy importante para poder saber la forma adecuada de cuidarlos a medida que van pasando los años, para que exhiba signos de buena salud.

Lo que ocurre es que, tal como pasa con los seres humanos, a medida que van pasarlo a los años, los organismos de los perros van sufriendo cambios, y nuestros amiguitos van a necesitar de que tomemos ciertas medidas para su bienestar. Uno de esos cambios tiene que ver con el tipo de pienso que debemos darle, porque la composición del pienso para un cachorro no es la misma que la del pienso para perros adultos, o para perros mayores.

Eso también va a determinar el momento en el que el cachorro debe ser destetado, y las distintas dolencias que pueden ir presentándose a medida que va creciendo.

¿Hay otra razón para saber concretamente la edad de un perro?

Hay una razón bastante importante por la que necesitas conocer el dato de la edad que tiene tu perro y está relacionada con el calendario de las vacunas, porque toda mascota necesita de sus vacunas para impedir que sufran de determinadas dolencias, por lo que es un dato bastante necesario para que tengan una buena vida.

¿Cómo se puede equiparar los años de un perro a los de un ser humano?

Desde hace mucho tiempo, se maneja una teoría con la que han podido equipararse las edades de los perros, indicando que cada año de un perro es el equivalente a siete años de la vida de un ser humano, pero déjanos decirte que ese dato es erróneo. De hecho, existen algunos factores que se relacionan con el tipo de raza y el peso del perro para poder establecer una equivalencia entre la edad de nuestra mascota y la de nosotros.

Existe un estudio hecho en San Diego, Estados Unidos, por la Universidad de California, ha implementado una fórmula que nos permite calcular una cifra, tomando en consideración el peso, tamaño y raza del animal, para lo cual los investigadores partieron de una división de la población canina en los siguientes términos:

  • Las razas pequeñas: son todas las que tienen un peso inferior a los 10 kilos.
  • Las razas medianas: son todas las que tienen un peso que se encuentra entre los 10 y los 22 kilos.
  • Las razas grandes: son todas las que tienen un peso que se encuentra entre los 23 y los 40 kilos.
  • Las razas gigantes: son todas las que tienen un peso superior a los 41 kilos.

Ahora bien, los investigadores de la Universidad de California llegaron a crear una fórmula matemática para calcular la edad de los perros en años humanos, con proposición que consiste en la siguiente:

  • Años humanos = 16 x la edad cronológica de la mascota + 31

¿Cómo se aplica esta fórmula?

Para aplicar esta fórmula lo que se necesita es multiplicar un logaritmo natural de los años cronológicos que tiene el pero por 16 y luego sumar al resultado la número 31, llegando a determinar una tabla para que los dueños de los perros puedan calcular más fácilmente la edad equivalente que tienen nuestros amiguitos.

Por ejemplo, si el perro ya tiene 2 años de edad, entonces el logaritmo natural da como resultado 0.6931, lo que se multiplica por el número 16 y luego sumamos 31, dando como resultado que este perro tiene una edad equivalente a los 42 años de un ser humano.

¿Existen otras maneras de poder calcular la edad de un perro?

¿Existen otras maneras de poder calcular la edad de un perro?

Claro que existen otros métodos para poder calcular la edad de un perro, aunque no nos darán resultados exactos, aunque sí bastante aproximados, una de ellas es la aparición de las canas en los bigotes, algunas áreas de la cabeza, las mejillas, las cejas o la barbilla del perro, que comienzan a aparecer cuando los perros tienen entre 6 y 8 años cronológicos de edad.

¿Se puede determinar por los dientes?

Pueden usarse también los dientes para poder establecer la edad de un perro, porque nos pueden dar determinados patrones sobre la edad cronológica que tiene el perro, ya que luego de que muden los dientes, a medida que vayan pasando los años, podrán observarse ciertos desgastes en los mismos.

En el caso de los cachorros, los llamados ‘dientes de leche’ tienen un lapso de desarrollo que se ubica entre los quince y los veintiún días desde su nacimiento, luego mudan los dientes a una dentadura definitiva a partir de los seis meses de edad y cuando alcanzan los tres años de edad, comienzan a desgastarse.

Las dolencias físicas

Tal como ocurre con los seres humanos, en la medida en que pasan los años, los perros también experimentan dolencias que se presentan esencialmente en los huesos y en las articulaciones, debido al desgaste normal que se deriva de la edad.

Adoptan comportamientos diferentes

Según lo ha determinado la Universidad de Medicina Veterinaria de Viena, Austria, los perros cuando son cachorros resultan ser más activos, son más inquietos y curiosos, pero cuando llegan a la adultez, tienden a comportarse con más calma, son más tranquilos y exhiben una menor actividad física, lo cual puede resultar eficaz para determinar qué edad tiene tu mascota.

Van perdiendo los sentidos

A medida que se van haciendo más mayores, los perros irán perdiendo la especial sensibilidad que tienen algunos de sus sentidos, destacándose entre ellos la visión, la audición y el olfato, y durante esta etapa, debemos ser especialmente cuidadosos con nuestra interacción con las mascotas, porque puede llegar el momento en el que no nos reconozcan. Pero esto ocurre cuando los perros son bastante mayores.