Quantcast

Detenido el hombre que amenazó con un cuchillo a una enfermera de Chozas de Canales (Toledo)

Los sanitarios son un colectivo que está expuesto a agresiones de pacientes, sobre todo si tratan con enfermos mentales. Esto fue lo que le sucedió a una enfermera que atendía a un varón de 36 en su domicilio de la localidad toledana de Chozas de Canales. El hombre le clavó un cuchillo de grandes dimensiones provocándole una herida muy grave. Ha sido detenido como presunto autor de un delito de lesiones graves y amenazas graves con arma blanca a personal sanitario.

Alrededor de las 13.10 horas de la mañana de este lunes, la Central Operativa de Servicios (COS) de la Guardia Civil de Toledo recibía un aviso del centro de salud de Chozas de Canales requiriendo presencia policial y hasta donde se desplazó una patrulla de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil.

Allí había sido atendida una enfermera que había sufrido una agresión física durante el desempeño de su labor profesional mientras realizaba una asistencia periódica a un paciente en su domicilio con el apoyo de una auxiliar. La víctima tuvo que ser trasladada al Hospital Universitario de Toledo.

Los agentes de la Guardia Civil se desplazaron hasta el centro hospitalario para entrevistarse con la víctima y recabar toda la información posible sobre la agresión sufrida y su autor.

AGRESIÓN FÍSICA Y AMENAZAS CON ARMA BLANCA

La enfermera contó a los agentes que estaba atendiendo a un paciente en su domicilio cuando sin mediar palabra recibió un fuerte golpe del hijo de éste, un varón de 36 años de edad.

La víctima estaba siendo atendida por su compañera, cuando observaron cómo el agresor se dirigía hacia ellas con un cuchillo de grandes dimensiones en la mano, profiriendo amenazas y con clara intención de usarlo contra ellas.

El presunto agresor fue frenado por su hermano, momento que aprovecharon las sanitarias para subir a su vehículo y trasladarse al centro de salud de Chozas de Canales, donde fueron atendidas por dos médicos y llamaron a la Guardia Civil.

LOCALIZACIÓN Y DETENCIÓN

Ante estos hechos, la Guardia Civil de Valmojado montó un amplio dispositivo de localización del autor de los hechos tras haber abandonado el domicilio familiar portando el cuchillo de grandes dimensiones con el que había amenazado a las sanitarias.

El operativo, compuesto por agentes de Seguridad Ciudadana y del Área de Investigación de la Guardia Civil de Valmojado, junto a dos hermanos del agresor para localización del mismo, dio sus frutos a última hora de la tarde de este lunes.

El presunto autor fue localizado oculto en un camino entre las localidades de Chozas de Canales y Camarena. Ante la presencia de la Guardia Civil, el agresor esgrimió el cuchillo de grandes dimensiones tipo hacha, de 24 centímetros de largo por 10 centímetros de ancho de hoja, encarando a los agentes y haciendo caso omiso a las indicaciones reiteradas para que lo tirase.

En un momento dado, el agresor comenzó a correr en dirección al núcleo urbano de Chozas de Canales, siendo alcanzado por los guardias civiles y siendo detenido antes de su llegada a la población.

A través del Servicio de Emergencias 112 de Castilla-La Mancha se solicitaron servicios médicos para la atención del detenido debido a un posible trastorno mental.

SUFRE TRASTORNOS MENTALES

El personal sanitario valoró su traslado al Hospital Provincial de Toledo para su atención psiquiátrica, confirmando los familiares que esta persona sufre trastornos mentales pero que no se toma la medicación.

Debido a los brotes inesperados que padece, la Guardia Civil estableció un acompañamiento de seguridad al soporte sanitario hasta dicho centro hospitalario, a fin de garantizar la seguridad del personal que lo trasladaba.

Finalmente, este varón de 36 años de edad, quedó ingresado y todos los hechos fueron puestos en conocimiento de la autoridad judicial.