Quantcast

Esperanza Aguirre: «Necesitamos más mujeres como Thatcher o Díaz Ayuso»

La expresidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre se ha decantado por mujeres como la que fuera primera ministra del Reino Unido, Margaret Thatcher, o la actual presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, como ejemplos a seguir de liderazgo femenino en la esfera pública.

Así se ha expresado Aguirre en el marco del evento ‘Women in Business’, celebrado este 8 de marzo por Grant Thorton en colaboración con la Cámara de Comercio de Madrid, donde ha sido entrevistada para dar su visión sobre el papel de la mujer en la esfera pública.

La que también fuera presidenta de Senado y ministra de Educación se ha mostrado «políticamente incorrecta» al ser preguntada por la que fuera canciller de Alemania, Angela Merkel, durante 16 años. «Voy a decir una incorrección política: no me gustó Merkel desde el día que llegó porque prohibió la energía nuclear y lo estamos pagando ahora. No me gustó nunca. El primer día que llegó Merkel dije: con esta vamos mal y mira lo que está pasando. No estaríamos dependientes del gas de Rusia y no estaríamos como estamos ahora«, ha añadido.

Aguirre también se ha mostrado contraria a la actual presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. «Tampoco me gusta von der Leyen que es la que dijo que no teníamos que decir «¡Feliz Navidad!». ¿Cuáles son los principios y las raíces de Europa? La civilizacion grecoromana y la judeocristiana. Pues no. Tenemos que ocuparnos del Ramadán«, ha ironizado.

En su intervención, Aguirre también ha tenido un recuerdo a las mujeres que están sufriendo la guerra en Ucrania. «Hagamos un recuerdo a las mujeres ucranianas, muchas de ellas violadas por el ejército ruso«, ha señalado Aguirre en medio de los aplausos del auditorio.

En este sentido, Aguirre ha lamentado que «aún queda para la igualdad real». «La mayoría de mujeres en el mundo están sometidas a sus padres o maridos, sin tener los más mínimos derechos. Yo no veo a estas feministas que hoy se van a manifestar protestar por esto: todo lo contrario, protestan por lo que ocurre en el los países occidentales. ¿Que hay fallos? Claro que los hay y tenemos que luchar para evitarlos pero no me van a comparar con las que sufren incluso mutilaciones por el hecho de ser mujeres«, ha reflexionado.

Para Aguirre, «la libertad hay que defenderla» y no se puede «dar por hecho». Por ello, ha insistido en que queda «mucho campo por recorrer o mejorar» y ha lamentado, por ejemplo, que a una mujer en política se le pregunta por la pareja o los hijos, cuando a los hombres «eso no se lo preguntan».

No obstante, ha defendido que «la única revolución liberadora ha sido la de la mujer» ya que, como ha argumentado, «ha servido para lograr la igualdad de derechos» y ha añadido que, en el caso de la política, las mujeres tienen más capacidad de gestionar y comunicar.

MUJERES DE PODEMOS NO REÚNEN CONDICIONES PARA SER PRESIDENTAS

Preguntada sobre si España está preparada para tener a una mujer como presidenta del Gobierno, se ha mostrado completamente a favor. «Claro que estamos preparados para tener una mujer pero algunas de las que están en el Gobierno, sobre todo las de Podemos o Izquierda Unida o como quieran llamarse, no reúnen las condiciones para ser presidentas«, ha aclarado.

«España es una excepción muy negativa por tener a los comunistas en el Gobierno, en la UE no hay ningún país, solo en Grecia durante unos meses. Algunas mujeres no me parece que puedan ser presidentas, otras sí, aunque no pertenezcan a mi partido ni ideología, pero España sí está preparada para tener a una mujer presidenta«, ha zanjado.

En cualquier caso, Aguirre se ha mostrado contraria a las cuotas. «Yo estoy en contra de las cuotas. Hay muchas políticas pero estoy en contra de toda discriminación, también la positiva. Me molesta que quieran dividir en mujeres y hombres, negros o blancos. A mí no me representa una mujer por el hecho de serlo«, ha indicado.

Sobre su experiencia en política, ha recordado que «es muy exigente«, pues «no se puede dedicar el tiempo que quieres a tu marido, hijos o amigos«. «La política es un tiempo que dedicas al servicio público pero ese tiempo tiene que estar limitado«, ha asegurado, al tiempo que ha añadido que cuando dimitió, «lo que pesó fue tener más tiempo para dedicarme a lo personal«.

Como consejo a todos aquellos que se quieran dedicar a la política, ha defendido que «las ideas liberales son las que traen más progreso y bienestar a todos los ciudadanos, sobre todo a los mas desfavorecidos» por lo que, en su opinión, para ser «un buen líder» hay que tener «convicción en tus propósitos y todas las decisiones tomarlas basadas en esos principios». «Si es así, jamás te equivocas a la larga, aunque te critiquen», ha precisado.