Quantcast

5 factores que debes tener en cuenta para hacer una mudanza

Si tienes pensado mudarte a otra vivienda en tu propia ciudad o quizás en una ciudad diferente y nunca lo has hecho antes, lo normal es que se te pasen por la cabeza una serie de preguntas como pueden ser ¿Como organizar una mudanza? ¿Dónde encuentro una empresa de mudanzas sería? ¿Cuál es el precio de una mudanza? ¿Dónde consigo cajas de mudanzas y material de embalaje? ¿Como realizar una mudanza de forma correcta?

Aunque los agobios iniciales son comprensibles y suele ser una respuesta casi automática que se tiene al afrontar una serie de cambios de carácter relevante en nuestra vida y se da como una respuesta natural de nuestro cuerpo a dichos cambios, lo cierto es que no existen razones para dejarnos dominar por esta sensación de incertidumbre, ya que si lo hacemos provocara que nos tengamos el control sobre la situación y todo lo que hagamos derive en una toma de decisiones incorrectas y que finalmente la mudanza salga mal en su totalidad o la sensación de que no hicimos lo correcto será un recuerdo imborrable.

En este artículo queremos explicar detalladamente una serie de tips a la hora de afrontar una mudanza de manera que podamos gestionar este cambio de una manera óptima en lo que se refiere al tiempo que emplearemos y poder reducir los errores en la toma de decisiones

Elección de una empresa de mudanzas profesional

La primera decisión que debes tomar para realizar una mudanza es elegir si la vas a realizar por tus nuestros propios medios o si por el contrario tienes la intención de delegar todos los trabajos en tu empresa de confianza. Una empresa de mudanzas debe ofrecer un trato cercano y directo con el cliente, normalmente el tamaño de las empresas de mudanzas suele ser pequeñas pymes de 5 hasta 30 trabajadores que cuentan con delegaciones en las distintas poblaciones y países donde realizan su actividad, de manera que estas colaboran entre sí para ofrecer cobertura amplia.

Si optas por realizar la mudanza con tus propios medios tendrás que conseguir por un lado un camión en una empresa de alquiler. Lo recomendable es que si se desconoce el tamaño de furgón que se tiene que alquiler se reserve el del mayor tamaño, ya que en el peor de los casos se estará pagando entre 10 -50 euros de más, pero se asegurara que no se deba de realizar varios viajes y hoy en día ya se sabe cómo está el tráfico. También un aspecto positivo de contratar un furgón de alquiler de tamaño grande será que los muebles que tengamos que transportar irán colocados dentro del furgón de una manera más holgada y evitaremos rayar los muebles al tener que apretarlos entre sí a la hora de estibarlos en el furgón.

Cabe mencionar que también será necesario el disponer de algunas mantas para proteger los muebles durante el traslado, lo recomendable es aprovechar este cambio para deshacernos de la ropa de cama que este deteriorada o haya cedido por tantos lavados usándolas para este fin y luego reciclándolas en un punto limpio. Otro punto a tener en cuenta es que necesitaremos suficientes cajas para poder embalar todos los objetos de nuestra vivienda. Para esto lo lógico y ya no por el componente económico, sino también por el ecológico será el hacer una batida por las principales calles comerciales de nuestra ciudad a la finalización del horario comercial. Seguro que se sorprenderán por el buen estado y la variedad de cajas que se encontrara en la puerta de estos establecimientos y los contenedores de cartón. Estas cajas las aprovecharemos y no nos olvidaremos de reciclarlas a posterior. Por último, una vez resuelto el medio de transporte y los materiales los faltaría contar con el suficiente número de personas para que la mudanza se haga en 1 o días. Pudiéndose hacer durante el fin de semana de manera que no faltemos al trabajo aunque cabe destacar que por convenio la mayoría de las empresas cuentas con 1 día de mudanzas que será remunerado y no se podrá descontar de la nómina.

Si por el contrario hemos tomado la decisión de recurrir a una empresa de mudanzas debemos de empezar por solicitar un presupuesto ajustado, pero a la vez real y que contemple todos los trabajos a realizar como el montaje, desmontaje, embalaje, montaje de cuadros, estores, muebles anclados a pared, etc.…….

Este será un presupuesto cerrado con el coste total de la misma y que implique el uso de personal cualificado que sepa cómo transportar de forma correcta incluso los enseres y pertenencias más delicadas. Esto aplica a mudanzas Tenerife o en cualquier otra zona del país. Lo ideal es que analices bien la empresa antes de tomar la decisión de contratar sus servicios. Con el auge del internet que estamos viviendo muchas empresas publicitarias hacen su agosto publicando webs que pueden dar impresión de ser profesionales, pero no son más que portales publicitarios cuyo trabajo se reduce en recibir solicitudes y derivarlas a empresas que por lo normal no están dados de altas como empresas de transportes o que no tienen su propia página web para encomendarles la tarea de presupuestar al cliente y cargarle una comisión a este trabajo. Es decir, funcionan como meros intermediarios sin ningún tipo de responsabilidad. Este tipo de webs publicitan eslogan del tipo “Contacte con 10 empresas de mudanzas y consiga hasta un 70 % de descuento en su mudanza”. Por lo que se deberá descartar totalmente a estas empresas si se aplica el sentido común y no se quiere correr el riesgo de que una mudanza se convierta en una experiencia horrible.

Elegir qué sirve y qué no

Al realizar una mudanza hay que evaluar qué enseres y pertenencias te quieres llevar a tu nuevo hogar y cuáles ya no necesitas y deseas desechar. Hay que realizar un examen habitación por habitación y analizar si los muebles, lámparas y otros enseres que utilizas en tu actual casa servirán para la nueva ubicación. Lo que no quieras siempre puedes venderlo en plataformas de segunda mano y así sacar un dinero extra que viene genial en procesos de mudanzas.

Organización de los enseres

Una vez has elegido qué es lo que deseas llevarte a tu nuevo hogar llega el momento de organizarlo todo y dejarlo listo para su posterior transporte. Para ello vas a necesitar cajas, embalajes de diferentes tamaños, cartonajes acolchados para los enseres más delicados y otros especializados en objetos pequeños. Este material de embalaje puede ser suministrado por la empresa de mudanzas en ocasiones, y otras veces tendrás que comprarlo por ti mismo para guardar tus pertenencias.

Kit básico

Mientras que se realiza la mudanza vas a necesitar conservar algunos elementos para descansar durante la noche. Hablamos de lo esencial para descansar y asearse para estar con las pilas cargadas al día siguiente, como son elementos como toallas para la ducha, sábanas para dormir, pijamas para estar cómodos o un neceser con artículos como el cepillo y la pasta de dientes. Tú eliges con que quedarte para llevártelo a última hora y así no pasar un mal día sin nada en casa.

Permisos municipales

En algunas ocasiones hay que solicitar permisos especiales para realizar la mudanza a los ayuntamientos. Esto ocurre en calles estrechas donde va a ser necesario un corte del tráfico durante las horas que esté trabajando la empresa de mudanzas o en calles donde esté prohibido aparcar, por ejemplo. La empresa de mudanzas puede encargarse de estos trámites.

Ahora que ya sabes todo lo que necesitas para realizar una mudanza con éxito, tan solo te queda prepararlo todo para estrenar tu nuevo hogar cuanto antes.