Quantcast

Galicia inicia el sábado su ‘nueva normalidad’ y se da 15 días para el último paso

Galicia iniciará el próximo sábado su ‘nueva normalidad’, un escenario que, en lo epidemiológico, ya ha alcanzado este martes al situarse con índices de contagios por SARS-Cov-2 tanto a 14 como a siete días por debajo de 25 y de 10, respectivamente. Con estos datos, la decisión del comité clínico que asesora a la Xunta y que se traducirá en un nuevo protocolo de aforos, es que el próximo fin de semana, que coincide con el Puente del Pilar, todas las actividades podrán exprimir, de forma generalizada, hasta el 90 por ciento de su capacidad.

Es la principal novedad que devuelve a la Comunidad gallega a una cierta situación previa a la pandemia, si bien falta por devolver los horarios de apertura correspondientes a las licencias a la hostelería –hasta la 1 de la madrugada– y ocio nocturno –máximo hasta las 4 horas–, y abordar otras cuestiones que, por ahora, tampoco se van a cambiar, como el uso de la mascarilla en interiores. También se seguirá adelante en la petición del certificado covid para acceder a determinadas actividades.

El otro aspecto novedoso es que desaparecen los niveles de restricciones que se han empleado hasta el momento y que en la pandemia pasaron por distintas fases, desde el cierre de áreas sanitarias o grupos de ayuntamientos, hasta limitaciones en cada término municipal. Toda Galicia estará desde este fin de semana en el mismo nivel y el Sergas vigilará los brotes y actuará sobre cada uno de ellos.

En los últimos 14 días, un total de 209 ayuntamientos no notificaron (casi un 70%); mientras que de los 313 ayuntamientos, 249 no lo hicieron en los últimos siete días, lo que asciende al 80 por ciento. «Son muy buenas noticias», ha manifestado Comesaña, en la rueda de prensa posterior al comité clínico de este lunes.

Estos datos son los que avalan el avance hacia la «nueva normalidad» el próximo, en la que Galicia entrará de lleno, aunque todavía con ese tramo final por recorrer, para el que el propio conselleiro se ha dado un plazo de 15 días hasta el comité clínico de la semana del 18 de octubre, para alcanzar un «escenario de normalidad absoluta».

Concretamente, Galicia (con 715 casos activos, 1.200 menos que hace dos semanas) registró este martes una incidencia a 14 días de 22,95 (32 puntos por debajo de la media estatal) y de 8,66 a siete días (15 por debajo de la media). El cambio es de -5,8 por ciento diario, desde el cambio de tendencia el 28 de julio.

A estos datos, el conselleiro de Sanidade agregó que la incidencia también está disminuyendo en el grupo de 0 a 11 años, que es el que está sin inmunizar –la vacuna no tiene autorización–.

La incidencia en este grupo es de 54,99 casos por cada 100.000 habitantes, frente a algo más del 96 de la media nacional y de los 82,89 casos por cada 100.000 habitantes de hace una semana.

Además, el conselleiro de Sanidade hizo hincapié en otro dato, la positividad de las pruebas realizadas, que se sitúa por debajo del 1,20 por ciento, a distancia del 5 por ciento que señala la OMS para tener controlada la pandemia y del 3 por ciento que se fijó el propio Sergas.

AMPLIACIÓN GENERAL DE AFOROS

Así las cosas, desde el sábado, Galicia, en situación de «riesgo controlado», contará con un 90 por ciento de aforo en general (en los que hasta ahora había un 75 por ciento de aforo), al tiempo que se amplían los grupos en hostelería a diez y 20 personas en interior y exterior, respectivamente.

La ampliación de aforos será para comercios academias, lugares de culto, congresos e instalaciones deportivas y similares. También se elimina el número máximo en los grupos de este tipo de actividades, como gimnasios, lo cual también se aplica a la actividad cultural.

Con público sentado, los espectáculos musicales y artísticos aumentan al 90 por ciento y se quedan en un 50 por ciento cuando son de pie. En los que se celebren al aire libre, el público de pie pasa al 66 por ciento sin límite de personas.

Cambios en zonas comunes de hoteles, un 75 por ciento de aforo de pie en transporte público (y 100% sentado) y albergues al 75 por ciento son otros casos en los que se sigue aumentando la capacidad, junto a los velatorios, que pasan de diez a 20 por túmulo.

En hostelería habrá que esperar a ese plazo de 15 días para que vea mejorada su situación en cuanto a horarios, aunque se aumentan ya los grupos posibles, a diez y 20 en terraza. Los aforos mejoran según el grado de seguridad (del 50 al 75 y del 75 al 90 por ciento). De momento, el ocio nocturno permanece en las mismas condiciones con las que abrió este fin de semana.

VIGILANCIA ESPECIAL, RETRO RASTREO

El segundo gran bloque de actuación que el comité clínico trató es la vigilancia especial de los casos, haciendo hincapié en la situación en los centros educativos y en los centros sociosanitarios. Además, el Sergas retoma el retro rastreo, que ya empezó a utilizar antes de la última ola, y que supone investigar los casos positivos más allá de las 48 horas de una prueba positiva o de la aparición de síntomas de un contacto.

Se trata, en palabras del conselleiro, en «afinar» la actuación para la contención del virus. Además, se seguirá secuenciando para detectar posibles cambios en la prevalencia de las variantes o mutaciones de la cepa, para lo que se contará con el apoyo especial del servicio de microbiología. Actualmente, el 100 por cien de los casos se corresponden con la variante delta.

Comesaña, que también hizo hincapié en la trilogía «higiene, distancia y ventilación» como aspectos a mantener, ha indicado que también se hará un seguimiento especial de la efectividad de las vacunación.