Quantcast

Cómo pintar una pared a rayas

Para pintar una pared a rayas no es necesario complicarse tanto, pues hay una serie de métodos que puedes aplicar para que salga perfecto. Ten en cuenta que todo es cuestión de técnica y seguir pasos.

Si deseas combinar colores, puedes hacerlo siempre y cuando utilices los implementos necesarios.

LEA TAMBIÉN: PINTAR CON NÚMEROS ES LA ACTIVIDAD DE OCIO QUE NO HA DEJADO DE CRECER DESDE 2020

Es decir que utilices cinta o especie de tiras que te ayuden a dividir entre color y otro. Pintar una pared a rayas es sencillo, solo debes mantener un buen pulso y usar guías que te permitan dejar el diseño perfecto.

Así que a continuación te mostraremos el paso a paso para pintar una pared a rayas y que quede perfecta.

Paso a paso para pintar una pared a rayas

Paso a paso para pintar una pared a rayas

Pintar una pared a rayas es cuestión de técnica y herramientas que te ayuden a que esta quede perfecta. No es complicado y puedes hacerlo sin gastar mucho tiempo. Si consideras que no puedes hacerlo, hay profesionales que hacen el trabajo por ti.

Sin embargo, intentarlo nunca está de más. Así que toma nota de lo que debes hacer para obtener una pared impecable.

Lo primero que debes hacer es seleccionar si el diseño que vas a pintar la pared es rayas horizontales o verticales.

Ten en cuenta que puedes jugar con ellos, más si se trata de una habitación para un niño o niña. Rayas planas y brillantes alternas, puede añadir dimensión percibida a una habitación.

  • Preparación para pintar la pared

Tal como hemos mencionado, no es un proceso complicado, para pintar una pared a rayas solo es necesario una preparación. Puede incluso terminar con efectos como aumentos de tamaño o disminuciones.

Pero lo que debes hacer es medir y pegar con cinta adhesiva y hacerlo con paciencia. Ten en cuenta que si quieres algo no lineal, puedes jugar con la cinta.

Primero debes pintar una pared con una capa base, recuerda que esto es importante porque la capa base será una de las rayas. Usa una pintura plana que sea exactamente del mismo color que la que se va a pintar. También es importante que la capa de base se seque durante 48 horas antes de comenzar a trabajar en las rayas.

Preparación de la pared

Preparación de la pared
  • Medición y realizar marcas

Luego que la capa de la pared se encuentre seca, debes medir y marcar las paredes para comenzar con las rayas. Procede a medir por una de las esquinas que menos se vea.

Tienes que dividir la pared. Las rayas deben tener entre 10 cm y 30 de ancho. Te recomendamos hacer rayas de 20 cm. Coloca la primera tira de cinta en la esquina donde comenzaste a medir.

  • Proceso

Luego que hagas esto, debes tirar de la cinta de pintor de baja adherencia, de 10 cm a 15 cm de largo. Posteriormente tienes que colocarla en la pared y con cinta métrica, marcar con puntos que correspondan con el ancho de las rayas que deseas pintar.

  • Ajustes

Si quieres ser más exacto, ajusta el ancho de las rayas en la última pared.

  • Pinta sobre la cinta

    Pinta sobre la línea de la cinta con una pintura semibrillante, asegurándote de cubrir toda el área de cada franja. Una capa debería ser suficiente.
  • Retira la cinta

    Retira la cinta una vez que hayas pintado la pared.

Colores que debes tomar en cuenta a la hora de pintar la pared a rayas

Colores que debes tomar en cuenta a la hora de pintar la pared a rayas

Elegir el color, algunas veces suele ser complicado, dado que existe una variedad de tonos, que, a la hora de elegir, nos hace dudar. Para que tengas una guía de lo que significa cada color, debido a que existen colores que estresan, te pueden poner nervioso, y otros que relajan, por eso acá te dejamos algunas sugerencias.

Ten en cuenta que si es una habitación para los niños, puedes jugar con ello y elegir tonos más coloridos.

  • El negro: este color es perfecto si lo vas a combinar con otros colores en pequeñas áreas, pero pintar toda una pared, e incluso toda una habitación tiende a deprimirte con el tiempo
  • Rojo: este color es estimulante, da energía, y aunque parece ser una buena idea, terminarás cansado de él.
  • Los tonos de azul: esta es una buena propuesta, es un color que relaja física y mentalmente, sobre todo en sus tonos claros, si deseas puedes combinarlo con otros colores.
  •  Amarillo:  tiene ciertas propiedades: elimina la depresión, suele estimular la comunicación. Se puede combinar con blanco
  • Tonos violeta, azul y verde claro: suelen producir calma, es ideal para reducir el insomnio.
  • Blanco:  generalmente, estimula las neuronas además que las
  •  Los tonos pastel y los colores claros: estos tonos producen calma y relajación, especiales para cuartos de niños.
  • Naranja: este color estimula la alegría
  • fucsia: es recomendado solo en pequeñas áreas, igual que el negro suele ser elegante pero no es recomendado en grandes espacios.