Quantcast

Iglesias traspasa la vicepresidencia a Díaz, «la mejor ministra de Trabajo de la historia»

La nueva vicepresidenta tercera del Gobierno, Yolanda Díaz, y la ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, han asumido este miércoles sus nuevas responsabilidades dedicando multitud de elogios a la trayectoria política del líder de Podemos, Pablo Iglesias, quien a su vez ha definido a Díaz como «la mejor ministra de Trabajo de la historia» de España.

Concretamente, Díaz y Belarra han loado el papel de Iglesias para impulsar el ‘escudo social’ ante la crisis del Covid-19, los Presupuestos Generales del Estado o la puesta en marcha del Ingreso Mínimo Vital, pese a toparse con el «ruido y la furia» de los que están «anclados» en el «inmovilismo» y la «parálisis».

Así lo han indicado ambas durante el acto protocolario de traspaso de las carteras, asumiendo las competencias que tenía Iglesias antes de renunciar a sus cargos para ser candidato de Unidas Podemos a las elecciones madrileñas del 4 de mayo.

Junto a Iglesias también han asistido a este acto el ministro de Consumo, Alberto Garzón, la titular de la cartera de Igualdad, Irene Montero, su homóloga en Educación, Isabel Celaá, y el ministro de Universidades, Manuel Castells.

Díaz, que ha estado arropada por su equipo en el Ministerio de Trabajo, su familia y por los agentes sociales, entre otros, ha querido dar las gracias al vicepresidente saliente por su trabajo «contra viento y marea» para desplegar el ‘escudo social’ o el Ingreso Mínimo Vital, y ha asegurado que le tendrán «siempre presente».

DÍAZ REAFIRMA SU OBJETIVO DE MODERNIZAR EL MERCADO LABORAL

La nueva vicepresidenta tercera del Gobierno ha agradecido a los líderes de CCOO, UGT, CEOE y Cepyme, Unai Sordo, Pepe Álvarez, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva, respectivamente, su compromiso, «generosidad» y esfuerzo en el diálogo social y con la búsqueda de acuerdos.

Asimismo, Díaz ha aprovechado su intervención para señalar que si España moderniza su mercado laboral, conseguirá a su vez modernizar y transformar su economía, un compromiso que el Gobierno «está decidido a hacer», aunque de la mano del diálogo social.

La ministra, que ha citado en su discurso a Saramago y a Rosalía de Castro y que en algunos momentos ha utilizado el gallego para dirigirse al auditorio, ha tendido la mano a los trabajadores, a los jóvenes, a las personas vulnerables y a las mujeres.

«No aceptamos ya más brechas, ni más machismo», ha declarado la nueva vicepresidenta, quien ha puesto en valor el hecho de que cuatro mujeres sean las que vayan a desempeñar ahora las cuatro vicepresidencias del Gobierno de Pedro Sánchez.

Por su parte, Belarra ha subrayado que si a alguien «se lo han puesto difícil» para ser vicepresidente es precisamente a Iglesias, quien es una persona «intelectualmente extraordinaria», con principios éticos «muy arraigados» y que deja el Gobierno para «dar la batalla clave» en Madrid a los «enemigos de la democracia».