Quantcast

Los trucos para que tu bizcocho en el microondas quede esponjoso

Hacer bizcocho en microondas es lo más sencillo de este mundo. La preparación no toma ni 10 minutos, así que podemos tener un pedazo de torta recién hecha en la mesa.

El microondas es la forma más rápida de preparar un bizcocho y la esponjosidad siempre quedará al punto si sabemos medir los ingredientes y la duración exacta. Pero ¿qué pasa cuando no sale al punto perfecto?

Lea TAMBIÉN: HUEVOS AL CIELO: LA RECETA DE KARLOS ARGUIÑANO MÁS “CELESTIAL”

Muchos aseguran que para obtener un bizcocho esponjoso de microondas está en las medidas de los ingredientes y en la duración que tenga en el microondas. Pero realmente, esto no es lo único que ayuda a obtener un bizcocho esponjoso, hay otros temas importantes que son fundamentales.

Desde la calidad de los ingredientes, preparación, temperatura y tiempo, son factores que influyen. Así que para obtener un bizcocho en microondas y que quede esponjoso , debes tener en cuenta los siguientes factores.

Bizcocho perfecto en microondas en cuestión de segundos

Bizcocho perfecto en microondas en cuestión de segundos

La gran mayoría de las personas que suelen hacer bizcocho en microondas sabe que tener un resultado esponjoso depende de algunos factores. Y parte de estos factores son los ingredientes exactos.

Todos los ingredientes pesados deben estar con exactitud. Para hacer un bizcocho no se puede jugar al ‘ojo exacto’, es necesario que los ingredientes sean exactos pero de acuerdo a las medidas que corresponden. Es necesario que todo vaya de acuerdo a la receta y no por estimaciones.

Otro punto importante es que todos los ingredientes deben estar a temperatura ambiente. No unos más que otros, todos deben estar a una temperatura que sea realmente manejable. Si se añade un ingrediente muy frío es posible cortar el proceso químico en la preparación.

Huevos, leche, mantequilla , deben estar fuera de la nevera horas antes de la preparación. Todo debe estar a temperatura ambiente de manera que la masa no se corte.

Sobre los huevos, el tamaño importa. Se dice que la referencia es la de huevos tamaño M, cuyo peso oscila entre 55 y 65 gramos por unidad. En caso de no contar con ellos, hay que traducir a gramos la cantidad requerida y pesar el huevo del que dispongamos. Así evitaremos agregar más líquido del necesario a nuestras masas.

Otro punto es al momento de batirlos. Es necesario que los huevos se encuentren aireados, es decir que deben ser batidos de forma perfecta hasta parece una especie de mousse blanca. Al notar la textura esponjosa, se puede decir que está perfecto para complementarse con el resto de los ingredientes.

Es aconsejable usar huevos camperos o ecológicos, estos pueden aportar un sabor más intenso y delicioso y un color más bonito.

Otro dato importante es añadir sal a la mezcla, pero una pequeña cantidad. Esto ayudará a realzar el sabor de los bizcochos y ayudará lo suficiente para complementar la esponjosidad. Ten en cuenta que también puedes dejar de usarla si el bizcocho en microonda requiere mantequilla , ahí se puede hacer uso de la que ya contiene la mantequilla.

Harina y otros puntos que ayudan

Harina y otros puntos que ayudan

Ahora bien, tomando en cuenta que queremos un bizcocho esponjoso , delicioso hecho en microondas, la harina es otro factor a tener en cuenta.

El tipo de harina que se utiliza para los bizcochos es harina de trigo común. Hay muchas mezclas que añaden impulsor químico a la harina y la comercializan como harina para bizcochos y no hace falta añadir nada más. Pero es recomendable que utilices harina de trigo e impulsor por separado. De esa manera tienes control de de cantidad.

El impulsor es la levadura y este será el que reacciones al calor del microondas. Recuerda que no es lo mismo que la levadura de panadería.

Ten en cuenta que antes de integrarla con el resto de los ingredientes, la harina para el bizcocho debe ser fina y aireada. Así que antes de usarla con el resto de los ingredientes debes tamizarla. Algunos recomiendan incluso las harinas suaves, que contienen menos gluten porque ayudan a la esponjosidad.

Asimismo, recuerda que la masa para un bizcocho esponjoso en microondas tiene que contener mucho aire. Esto se obtiene a través de un batido adecuado que puede hacerse con los huevos enteros, junto con el azúcar, o con los huevos separados, yemas y azúcar por un lado y claras por otro.

Como dato extra ten en cuenta que batir los huevos enteros cerca de una fuente de calor o dentro de un recipiente sobre una cacerola de agua caliente, el proceso se acelera y el resultado es esponjoso. Cuando la masa haya triplicado su volúmen y se haya vuelto blanquecina, podemos dejar de batir.

Mientras que el líquido es el último ingrediente que se añade a la mezcla, como norma general, por lo que debe de estar tibio. Podemos darle un toque de calor, pero que no llegue a estar caliente, porque puede fundir la mantequilla.

Cada uno de estos datos funcionarán para obtener un bizcocho perfecto, esponjoso y rápido en microondas.