Quantcast

Elorza se desmarca de Marlaska

El diputado del PSOE Odón Elorza ha afirmado que él, personalmente, no recomendaría al líder de EH Bildu, Arnaldo Otegi, que abandonara la política, como le pidió el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, y ha recordado que hizo «una labor» en la etapa final de ETA e incluso antes de «buscar alguna salida».

«Me parece que, más allá de determinadas manifestaciones que hace, que, sinceramente, no ayudan al Gobierno español en este momento, porque son un poco de búsqueda de protagonismo, de apuntarse tantos y de marcarse objetivos finales que nos causan complicaciones, es indudable la capacidad que tiene Otegi de hacer política y de dirigir el movimiento abertzale a posiciones de mayor normalidad y de aceptación plena de la convivencia pluralista, sin ningún tipo de convivencia», ha añadido en declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press.

Tras considerar que al coordinador general de EH Bildu le costará «romper con el pasado de años justificando la violencia terrorista», ha destacado que «hay hechos y gestos que vienen a evidenciar que esa ruptura se está produciendo».

También se ha referido a la aprobación ayer en el Congreso de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para señalar que puede suponer el blindaje de la legislatura.

«Es un paso muy importante, muy trabajado durante meses. Ha habido mucho diálogo, también mucha coincidencia de intereses estratégicos. Creo que se puede decir que, si no blindar, que es una palabra muy seria, porque supone una garantía de continuidad absoluta, digamos que sí garantiza una estabilidad y que la gobernabilidad será efectiva», ha apuntado.

El dirigente socialista ha reconocido que se han cerrado acuerdos con partidos con los que tienen «importantes diferencias» y ha admitido que algunos de ellos «han podido chirriar un poco, incluso dentro del PSOE y en algunos sectores de la sociedad española».

«CIERTO DESGASTE»

Por ello, cree que la aprobación de las cuentas es «una gran victoria del diálogo para el conjunto la ciudadanía, que lo necesita», pero ha apuntado que el PSOE sufre «un cierto desgaste, y habrá que explicar las cosas y hacerlas muy bien con los Presupuestos durante los próximos años».

A su juicio, ese cierto «desgaste» tiene que ver con las conversaciones que han mantenido con EH Bildu y ERC, que, en principio, «tendría que ser algo positivo, de sumar, de acordar un Presupuesto, aunque cada cual tenga un objetivo final diferente», pero hacerlo en el actual contexto político, «tal como están las cosas, con lecturas tan interesadas y subjetivas de Vox y el PP, tiene riesgo de que haya sectores de la opinión pública que se quede con ese bombardeo de intoxicaciones continuadas».

«Y, cuando se dice continuamente que son los Presupuestos de ETA y tienen el sello de ETA, pues hay gente que igual hasta que se lo cree», ha añadido. Por ello, ha considerado que «hay que reflexionar bien y ver cómo, con la aplicación práctica de unos buenos Presupuestos solidarios y expansivos», se evitan «discrepancias» entre el núcleo «importante» que han apoyado los PGE.

«Lo más importante es que el Gobierno, al margen de que pueda haber algunas diferencias, es que permanezca unido, y el Ejecutivo del PSOE y Unidas Podemos se mantenga ahora que tiene Presupuestso con ánimo, con ilusión y con las leyes que tenemos ya en cartera de mucho alcance social», ha añadido.

Odón Elorza ha dicho que, en lo que queda de legislatura, «habrá acuerdos con distintas fuerzas políticas», de lo que «no se puede excluir a EH Bildu y a ERC». Además, ha destacado «cómo está cambiando, parece, la situación política en Cataluña», y ha recordado que también las cuentas han recibido votos del PDeCAT, que se ha alejado de las tesis más independentistas. Por ello, ha dicho que también con ellos habrá posibilidad de acuerdos.

En esa «geometría variable», según ha explicado, también podría incluirse a Ciudadanos, pero «va a depender del tema que se trate y del momento político».

EN EUSKADI

En cuanto a la posibilidad de que pueda llegar un momento en el que PSE-EE y EH Bildu puedan negociar o acordar en el Parlamento Vasco, ha asegurado que, de momento, no está en el inmediato horizonte». A su juicio, «los procesos de normalización entre fuerzas tan diferentes» y después de lo ocurrido con el terrorismo de ETA, «lleva su tiempo».

«No preveo yo, más allá de movimientos puntuales en algún ayuntamiento o en algún lugar, que se pueda oensar, en estos momentos, en acuerdos políticos de alcance del PSE-EE con EH Bildu», ha indicado.

A su juicio, lo más importante es que los socialistas vascos «recuperen claramente el espacio de izquierda federal, progresistas», y no dejen que «el protagonismo político sea monopolizado por otras fuerzas políticas, porque, cuando estás pactando en España con el PNV y con Bildu, también estás poniendo en valor su papel, que lo tienen».

Además, ha recordado que el PSE-EE gobierna en Euskadi con el PNV y los está «haciendo bien» y una senda que tendrá continuidad en los próximos tres años.

Elorza ha considerado que la presencia de la portavoz del EH Bildu, Mertxe Aizpurua, en el homenaje a víctimas del terrorismo en el Congreso o la solidaridad mostrada por el también diputado de la formación abertzale Jon Iñarritu a un representante de Vox, víctima de ETA, son «pasos muy importantes y hay que ponerlos en valor».

«Es la demostración de que se produce una evolución continuada, avances en la posición de Bildu de rechazo de la violencia y del terrorismo. Hay más pasos que dar e irá también produciéndose, espero que próximamente», ha añadido.