Quantcast

Cómo pintar una habitación

Para pintar una habitación, primeramente, debes percatarte de la calidad de la pintura anterior, es decir, si está reseca, esconchada, si presenta huecos la pared, etc. Si son estas las condiciones, debes informarte sobre cómo quitar la pintura previamente.

Materiales para pintar la habitación

Materiales para pintar la habitación
  • Brocha
  • Rodillo
  • Sistemas de protección (lentes, gorra, mascarillas, etc)
  • Protector para el piso
  • cinta de carrocero
  • Periódicos
  • Pintura del color deseado

Pasos para pintar

Lo primero que debes realizar es retirar los muebles, es decir, lámparas, bombillos, tomas corrientes, accesorios, cuadros, la habitación debe quedar libre. De no poderlo sacar de la habitación reúne todo en el centro de la habitación y cúbrelos bien con plástico.

Luego de tener el espacio ya desocupado, procede a cubrir el suelo, para lo cual debes utilizar un plástico, o si lo prefieres periódico.

Ya habiendo preparado la habitación, debes tener presente el color a pintar, puesto que, si eliges colores oscuros te restarán luz y espacios, al contrario, colores claros proporcionan luminosidad y frescura.

Además de proteger la habitación, te debes proteger a ti mismo, para esto cubre tu cabello, utiliza ropa que puedas manchar, colócate lentes protectores, además asegúrate que la pintura no contenga olores tóxicos o que puedas tener alguna reacción alérgica. Aunque por lo general las pinturas para ser aplicadas en el interior de las casas son a base de agua, por lo que no se corre peligro en su uso.

Pasos para comenzar a pintar una habitación

Pasos para comenzar a pintar una habitación
  1. Procede a cubrir con la cinta los marcos, enchufes, pomos de puerta y todo lo que consideres que se puede pintar al momento que lo estés haciendo.
  2. Limpia bien la superficie con ayuda de una escobilla antes de pintar
  3. Posteriormente verifica con cuidado cualquier obstáculo que tenga la pared como: huecos, manchas, clavos, ramplús, y cualquier otro que pueda ocasionar un mal acabado al terminar el trabajo.
  4. Después de confirmar todo lo anterior, procede a taparlos utilizando masilla flexible para eliminar las gritas o imperfecciones, permite que el productor seque el tiempo necesario. Este proceso puede tardar de 1 a 2 horas.
  5. Cuando verifiques que ya está seca la masilla, utiliza una lijadora para alisar la superficie correctamente.
  6. Si no posees lijadora eléctrica, puedes ayudarte colocando una lija suave, envolviendo un taco de madera
  7. Quita el polvo producido al retirar la masilla, lo puedes realizar pasando un trapo húmedo
  8. Cuando compruebes que la pared ya está seca y sin rastros de masilla, aplica el fondo fijador de agua, como consecuencia, esto hará que se fije mejor la pintura a la superficie.
  9.  Si decides pintar de diferente color, primeramente, marca los espacios con la cinta, y verificar que quede recta.
  10. Después de tener la habitación ya prepara para la pintura, humedece el rodillo en la pintura y extiéndelo sobre la superficie a pintar, recuerda no pasarte del límite que está marcado con la cinta.
  11. Pasa el rodillo cubriendo bien la superficie, asegúrate de hacerlo hacia una sola dirección y que quede bien cubierta por completo
  12. Para pintar las zonas en las que el rodillo no tiene acceso, o no puede pintar bien, utiliza la brocha para pintar esas áreas
  13. Cuando ya hayas terminado de pintar y las paredes estén bien cubiertas, retira la cinta, y permite que las paredes se sequen.
  14. Generalmente se tardan 24 horas al secar dependiendo de la calidad de pintura que estés utilizando
  15.  Una vez transcurrido ese tiempo, remata cualquier detalle
  16. Cuando hayas terminado de rematar los detalles, procede a retirar los periódicos o plásticos del piso y a colocar los accesorios de la habitación   

Sugerencias para elegir el color

Sugerencias para elegir el color para la habitación

Elegir el color, algunas veces suele ser complicado, dado que existe una variedad de tonos, que, a la hora de elegir, nos hace dudar. Para que tengas una guía de lo que significa cada color, debido a que existen colores que estresan, te pueden poner nervioso, y otros que relajan, por eso acá te dejamos algunas sugerencias:

  • El negro: este color es perfecto si lo vas a combinar con otros colores en pequeñas áreas, pero pintar toda una pared, e incluso toda una habitación tiende a deprimirte con el tiempo
  • Rojo: este color es estimulante, da energía, y aunque parece ser una buena idea, terminarás cansado de él.
  • Los tonos de azul: esta es una buena propuesta, es un color que relaja física y mentalmente, sobre todo en sus tonos claros, si deseas puedes combinarlo con otros colores.
  •  Amarillo:  tiene ciertas propiedades: elimina la depresión, suele estimular la comunicación. Se puede combinar con blanco
  • Tonos violeta, azul y verde claro: suelen producir calma, es ideal para reducir el insomnio.
  • Blanco:  generalmente, estimula las neuronas además que las
  •  Los tonos pastel y los colores claros: estos tonos producen calma y relajación, especiales para cuartos de niños.
  • Naranja: este color estimula la alegría
  • fucsia: es recomendado solo en pequeñas áreas, igual que el negro suele ser elegante pero no es recomendado en grandes espacios.