Quantcast

Así le gustaría a Iglesias que fuera recordado este Gobierno dentro de 10 años

El vicepresidente segundo y ministro de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias, deseó este jueves que no solo durante la presente legislatura, sino en los próximos “ocho o diez años”, se recuerde al Gobierno de coalición entre PSOE y Unidas Podemos como el Ejecutivo que “protegió como ninguno a las familias españolas”.

Así se pronunció Iglesias en el transcurso de su entrevista en ‘El programa de Ana Rosa’, de Telecinco, en la que también aseguró que en ocho años el Gobierno de coalición “podrá hacer más cosas que en cuatro” y que el Gobierno “va a trabajar para que la próxima sea la década del constitucionalismo democrático”.

En este punto, avanzó su intención de utilizar “todos los elementos de protección social” que contempla la Constitución para “proteger a la gente más vulnerable y desarrollar lo fundamental de la democracia” que, a su entender, son los derechos sociales.

A este respecto, le gustaría que este periodo fuera recordado como aquel en el que en España “se consolidó algo que ya estuvo en la cabeza del presidente Zapatero”, en referencia al “cuarto pilar del Estado” con la implementación de ayudas a las familias para equipar a España con el norte de Europa.

Tras destacar que en España hay un “impulso democrático muy importante que están encabezando las mujeres del movimiento feminista” y que está relacionado con los cuidados y la protección de “todas las familias”, advirtió de que es necesario “subir muy pronto la prestación por hijos a cargo, en particular a familias monomarentales”.

Por otro lado, el vicepresidente segundo del Gobierno se mostró convencido de que las familias españolas “necesitan que el Estado del Bienestar las tenga en cuenta también” y de que la Constitución española, en la que, los partidos de izquierda y, “en particular”, el Partido Comunista, introdujeron “muchos elementos para proteger a las clases sociales más vulnerables” también sirve para “poner cerco” a los “locos” que buscan “atacar” a servicios como la educación pública y “destruir los pilares fundamentales del proyecto europeo” y es un “elemento de defensa frente al populismo y la extrema derecha enormemente valioso”.

La Constitución Española permite gobernar para “desarrollar” los derechos sociales y “puede servir a España para desarrollar el Estado del bienestar, para proteger los derechos sociales y para poner cerco a los locos que pretenden atacar la educación pública y destruir los pilares fundamentales del proyecto europeo”, señaló, al tiempo que advirtió de que la administración central “no puede estar representando los intereses privados”, como, a su entender, hace la derecha cuando gobierna.

Para Iglesias, la “libertad no es que haya colegios subvencionados con dinero público que dirige la Conferencia Episcopal, la libertad es que un niño, aunque nazca en un barrio muy humilde, independientemente del nivel cultural de sus padres, vaya a tener la mejor educación pública para poder estudiar lo que le dé la gana, ser educado en valores democráticos y poder elegir”. “Lo que tiene que hacer un gobierno democrático y respetuoso de la constitución es defender lo público y a los trabajadores públicos”, concluyó.

GLORIA

En otro orden de cosas, Iglesias trasladó “toda” su “solidaridad” a las familias de las diez víctimas mortales y las cuatro personas desaparecidas que ya ha dejado a su paso la borrasca ‘Gloria’ así como su “felicitación” a los servicios públicos que están trabajando sobre el terreno, equipos de emergencias, UME y todos los trabajadores públicos que se “están esforzando” para hacer frente a una situación que tildó de “muy grave” y frente a la que aseguró que España está “preparada”.

Finalmente, se mostró “muy a gusto con las responsabilidades” que ha asumido en el Gobierno de coalición con el PSOE y agradeció a Pedro Sánchez la delegación de las competencias sobre el desarrollo de la Agenda 2030, admitiendo que no esperaba ni “habría imaginado” poder asumir una “responsabilidad tan hermosa como esa”.

“Los ODS es algo de lo que hay que hablar mucho, que no es sólo una cosa internacional que tengamos que ir a la ONU a explicarlo, sino que implica coordinar políticas de Gobierno que tienen que ver con la desigualdad económica, el cambio climático, el combate a la pobreza y la defensa de los derechos”, resolvió.

(SERVIMEDIA)