Compartir

La maquinaria electoral se ha puesto en marcha justo en el mismo instante en que el presidente, Pedro Sánchez, anunciaba la disolución de las cortes y la convocatoria de elecciones generales para el próximo 28 de abril, pero más allá de los discursos lanzados por los distintos actores políticos, la cita con las urnas marca ya el calendario por los plazos que dicta la Ley.

Con el anuncio de la fecha escogida para votar, el Gobierno deberá publicar el Real Decreto de disolución de las Cortes, el lunes 4 marzo.

Un día después, el 5 de marzo, tras su publicación en el Boletín Oficial del Estado, la actual legislatura expirará como la cuarta más corta de la democracia, tras 959 días.

La Campaña electoral se desarrollará durante las dos semanas previas a los comicios, por lo que se extenderá entre el 12 y el 26 de abril, que coincide con los días de Semana Santa, dejando el sábado 27 de abril como ‘jornada de reflexión’.

Los partidos políticos, por su parte, deberán presentar sus candidaturas, también en unas fechas concretas “entre el decimoquinto y el vigésimo día posteriores a la convocatoria”, es decir, entre el 15 y el 23 de marzo.

Tras los comicios del 28 de abril, los españoles volverán a ser llamados a las urnas en menos de un mes, esta vez, para elegir a sus representantes en las europeas, autonómicas y municipales del 26 de mayo.