Compartir

La Delegación del Gobierno en Madrid activará un dispositivo de seguridad con motivo del partido de la Champions League de mañana entre Atlético de Madrid-Juventus de Turín, en el que participarán alrededor de 300 agentes de la Policía Nacional, Unidad de Intervención Policial (UIP), Caballería y Brigada Policial de Investigación (BPI), que vigilarán los alrededores del estadio Wanda Metropolitano.

Al despliegue de la Policía Nacional, se unirán también Guardia Civil de Tráfico, agentes de la Policía Municipal, Samur-Protección Civil, Bomberos, Cruz Roja, además de personal y vigilantes del propio Club del Atlético de Madrid.

La Delegación del Gobierno coordinará los aspectos de seguridad relacionados con el partido de fútbol la Champions, que comenzará el miércoles 18 a las 21.00 horas.

También se espera que unos 1.000 aficionados del Juventus se desplacen hasta Madrid para asistir al partido. Se recomienda a los espectadores que acudan al estado con antelación.

(SERVIMEDIA)