Compartir

No resulta extraño encontrar estos días a nuestros líderes políticos subidos a un tractor, visitando una fábrica de embutidos con una bata blanca o equipados con un mono de cuero dando un mitin encima de una moto.

Precisamente así hemos visto este lunes a Albert Rivera. El candidato de Ciudadanos a la presidencia del Gobierno comenzaba la mañana recordando cómo fue la primera vez que se subió a una moto.

Posteriormente hemos visto a Rivera encima de una moto presentando sus propuestas en seguridad vial

Durante un acto con moteros en la Comunidad de Madrid, que tuvo lugar por la mañana en el puerto de la Cruz Verde, en la Sierra de Guadarrama, Rivera también abordó otras cuestiones.

Entre ellas, el acoso que su partido sufrió este domingo en el mitin por el 28-A que celebró en Rentería, donde centenares de militantes independentistas insultaron, increparon y lanzaron objetos a los simpatizantes y miembros del partido.

Rivera pidió que la Fiscalía debería investigar “algunos delitos de odio, amenazas o huevazos”.

Sostuvo que “si hay una Fiscalía en este país supongo que, de oficio, si ve alguno de los delitos que vimos en nuestra cara, debería actuar”. No obstante, indicó que es esta institución la que debe decidir si denuncia a los que amenazaron e insultaron a los miembros de la formación naranja.

QUE PODEMOS “PIDA PERDÓN”

Al mismo tiempo, Rivera se refirió al hecho de que el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, haya afirmado que Ciudadanos fue a Rentería a “rebañar votos de odio”, insinuando que a la formación naranja le habría movido un fin electoral para celebrar el mitin en esta localidad guipuzcoana.

En este sentido, el responsable de Ciudadanos emplazó al líder de Podemos, Pablo Iglesias, a “que corrija a Echenique” y “pida perdón”, ya que de un demócrata lo que se espera tras incidentes de este tipo es que “se solidarice con los que reciben insultos, amenazas o huevazos y no con los que quieren romper nuestro país”.

Añadió que una campaña electoral debe ser “una fiesta de la democracia y no un viacrucis” como el de este domingo en Rentería, y sostuvo que las dos semanas en las que se pide el voto para unos comicios no pueden ser un tiempo “para que personajes como Echenique denigren a la democracia española”.

Respecto a la respuesta que debe dar el PSOE al acoso contra los actos electorales de otros partidos, como Ciudadanos, Rivera destacó que lo grave es que quienes increparon ayer en Rentería a los seguidores de su fuerza política son “posibles socios” del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en referencia a la posible sintonía de los manifestantes de este domingo con Bildu y la izquierda abertzale.

Rivera también se refirió a que lo ocurrido en el mitin de su partido en Rentería no puede asumirse como algo “normal”, por lo que dijo que hay que “tomar nota”. A este respecto, anunció que si es presidente promoverá un “plan para recuperar la paz y la convivencia” en el País Vasco y otras comunidades, como Cataluña, donde dijo que “se les ha dado alas al nacionalismo” y se ha generado “mucho odio”.

(SERVIMEDIA)