Compartir

Los smartphones se han convertido en un dispositivo fundamental en nuestras vidas. Escuchamos música, grabamos, sacamos fotos, consultamos las redes sociales, vemos nuestro email… actividades que, poco a poco, van consumiendo el espacio que tenemos en nuestros dispositivos. Si nuestro teléfono inteligente tiene más de 64GB tendremos capacidad más que suficiente para hacer frente a este uso diario, sin embargo, si nuestro dispositivo tiene menos memoria sufriremos de “poco espacio de almacenamiento” de manera habitual. Si este es tu caso, aquí tienes ocho trucos con los que podrás ahorrar espacio en tu teléfono de manera rápida y sencilla:

Inserta una tarjeta microSD. Es el recurso más sencillo para aumentar la memoria de un teléfono. Aunque debes tener en cuenta que sólo nos servirá para incluir imágenes, video, documentos y música. Es decir, no ahorraremos el espacio que gastamos en aplicaciones ya que éstas no pueden instalarse en estas tarjetas. Aun así, liberarás unos cuantos megas en la memoria interna.

Fotos en la nube. Los iPhone no permiten insertar una tarjeta microSD por lo que la solución para ahorrar espacio en estos dispositivos es subir nuestras imágenes a la nube. Cuando lo hagas debes tener en cuenta que aunque elimines las fotos, éstas se quedan registradas por un tiempo en nuestro móvil antes de borrarse definitivamente por lo que, lo más recomendable, es borrar directamente las imágenes de la carpeta.

Usa las versiones ‘lite’ de las aplicaciones. Las aplicaciones más famosas y descargadas suelen tener versiones ‘lite’ que permiten ahorrar espacio. Por lo que es mejor instalar éstas ya que las versiones ‘normales’ tienen activadas muchas funciones en segundo plano que consumen también memoria caché.

Elimina algunas de las aplicaciones que vienen preinstaladas. Por si no lo sabes, estas aplicaciones se llaman bloatware y suelen ralentizar los sistemas operativos. Para evitarlo puedes eliminarlas o desactivarlas para que dejen de funcionar en segundo plano.

En vez de eliminar una aplicación, desinstálala y vuelve a instalarla. Esta es otra opción que nos permite liberar memoria pues cuando desinstalamos una app, liberamos espacio, pero mantenemos los documentos y los datos que contiene. Al volver a instalarla se restablecerán los datos automáticamente.

Utiliza los servicios de streaming. Si en vez de descargarnos música, series o podcast, los escuchamos o vemos en streaming, estaremos ahorrando espacio. No obstante, es recomendable que, cada cierto tiempo, borres la caché pues aplicaciones como Spotify o Netflix, consumen mucha memoria de este tipo.

Elimina las aplicaciones que sirven para liberar espacio. A pesar de lo que su nombre indica estas aplicaciones suelen ocupar más espacio del que imaginas. Pero no sólo eso, también consumen batería.

Si quieres más espacio, restaura los valores de fábrica. Es el método más sencillo y con él, se borra todo, incluido nuestros datos por lo que deberías hacer una copia de seguridad antes de restaurar los valores de fábrica.

Fuente: Certideal