Compartir

Los mejores parques temáticos en España se encuentran en Madrid y Barcelona y son, cada año, una de las atracciones más visitadas en todo el país. El parque Warner y Portaventura constituyen dos lugares únicos llenos de diversión para toda la familia, que reciben millones de visitantes durante todo el año. Atracciones, sorpresas, comida y experiencias únicas e inolvidables son los elementos de éxito que todo el mundo busca en su visita a los parques.

Tanto el parque Warner como Portaventura están perfectamente localizados en las dos grandes ciudades españolas. En el caso de la capital madrileña, encontrar un hotel parque warner es una tarea cada vez más fácil, con ofertas que combinan entradas + hotel y permiten ahorrar mucho para conseguir el viaje completo. En cuanto a Barcelona, las opciones de hotel + entradas también son numerosas. Preparar un viaje a uno de estos parques de atracciones es muy sencillo, aquí puedes averiguar cómo.

Entradas + hotel para el Parque Warner

En vez de comprar por separado las entradas y reservar el alojamiento, la mejor opción para ir a la Warner Bros es hacerse con un pack de entradas + hotel, ya que aliviará las búsquedas y el bolsillo. De esta manera, se consiguen los mejores precios y las mejores ofertas para disfrutar al máximo del parque. Además, reservando en un hotel cercano al parque Warner o con transporte público que lleve directamente hasta allí, la comodidad será total.

El parque Warner de Madrid es único en España y Europa por ser un gran parque temático que destaca por su seguridad y sus grandes áreas temáticas, hasta cinco diferentes. Las diferentes zonas comprenden: Movie World Studio, Super Heroes World, Hollywood Boulevard, Cartoon Village y Old West Territory. Por este motive, el parque Warner es perfecto tanto para adultos que quieren recordar los dibujos de su infancia, cinéfilos deseosos de vivir experiencias cercanas a su pasión, así como para niños que están empezando a conocer el maravilloso mundo de la animación y los superhéroes. Una ciudad dentro de una ciudad, el visitante puede encontrar elementos de lo más variopinto y recreaciones de lo más detallado entre sus calles y atracciones.

Para aquellos deseosos de emociones fuertes, el parque Warner cuenta con la torre de caída más alta de Europa y la cuarta del mundo, así como otras seis montañas rusas y cuatro atracciones acuáticas. Uno de los parques temáticos más completos, lleva abierto en Madrid desde 2002 y cada año sorprende a sus visitantes con nuevas y renovadas aventuras.

Emociones fuertes en Portaventura, Barcelona

Para visitar el parque de Portaventura en Barcelona lo mejor es mirar un pack de hotel + entradas, ya que evita cualquier problema relacionado con el alojamiento y permite disfrutar de la diversión de uno de los parques temáticos más visitados del mundo. Encontrar un hotel port aventura supone poder conocer de primera mano el parque más visitado de España, que cuenta con un gran complejo que comprende dos parques temáticos, un parque acuático y una pista de golf.

Portaventura es sinónimo de emociones fuertes, y es que alberga el Dragon Khan, una montaña rusa precedida por su propio nombre, donde los visitantes llegan a alcanzar los 110 kilómetros por hora y que se ha convertido en el buque insignia del complejo. En total, cuenta con 9 montañas rusas y 5 atracciones acuáticas. En cuanto a las montañas rusas, se puede encontrar una amplia gama para todo tipo de personas, con la Furius Baco que alcanza hasta 135 kilómetros por hora en menos de 4 segundos, hasta El Diablo – Tren de la Mina, que llega a 60 kilómetros hora de máxima para aquellos que no estén dispuestos a arriesgar tanto.

El parque barcelonés cuenta con muchas otras atracciones que lo convierten en el lugar más visitado, perfectamente adaptado para todo tipo de públicos, familiar, adolescente o juvenil. Y es que cuenta con todo tipo de atracciones que satisfarán las necesidades de cada persona. Portaventura es, además, un lugar para el que se precisa tiempo, por lo que hospedarse en un hotel que cuente con un transporte directo hasta el propio complejo puede ser un punto a favor a la hora de reservar alojamiento.

En cualquier caso, si el verano es sinónimo de emociones fuertes, también es sinónimo del Parque Warner o de Portaventura, dos de los lugares más mágicos dentro de la península española que ofrecen experiencias de primera clase a sus visitantes. Hoy en día, los packs de entradas + hotel hacen todavía más fácil prestarle una visita a alguno de los dos complejos, tanto en la ciudad de Madrid como en Barcelona. De esta forma, está al alcance de la mano vivir nuevas experiencias al límite, como superar los 150 kilómetros por hora en menos de 5 segundos o montar en la torre de caída más alta del continente, con 115 metros en los que se alcanzan los 80 kilómetros por hora.

No lo pienses más y visita este verano uno de estos increíbles parques de atracciones.