Quantcast

Secretario de Estado de Derechos sociales admite diferencias en Gobierno por plazos en IMV

El secretario de Estado de Derechos Sociales, Nacho Álvarez, ha admitido las discrepancias en el Gobierno de coalición, entre PSOE y Unidas Podemos, en cuanto al Ingreso Mínimo Vital, pero ha manifestado que estas diferencias se sitúan más en los plazos que en el contenido.

Así lo ha manifestado en declaraciones a Radio Nacional de España en las que ha señalado que el Gobierno “tiene debates” que están dentro de lo “normal” en un gobierno de coalición.

En ese sentido, ha puntualizado que el Ingreso Mínimo Vital fue un acuerdo de la coalición que estaba previsto que entrase en vigor “a lo largo de toda una legislatura” pero que la situación de pandemia ha obligado a acelerar este trabajo.

En definitiva, ha dicho que el COVID-19 ha obligado a ponerlo en marcha con una “doble perspectiva” que atienda a la pobreza estructural en España, pero ahora, además para atender a la pobreza sobrevenida como consecuencia de la pandemia. Precisamente, para Álvarez ahora se debe priorizar este último elemento del ingreso mínimo vital, dirigido a atender a la pobreza sobrevenida en los últimos meses para las personas que como consecuencia de la pandemia están “entrando en estas circunstancias”.

Por ello, ha justificado que en el proyecto de presupuestos generales del Estado ha sido “reforzada” con algunas enmiendas que confía en que se podrán incorporar para “mejorar, facilitar y agilizar la prestación”, sobre todo para atender la pobreza por la pandemia.

Asimismo, ha añadido que otra de las enmiendas pactadas a los PGE reducirá los requisitos que se plantean para el acceso al Ingreso Mínimo Vital para menores de 30 años de edad, ya que se rebajará el periodo de vida independiente que en la actualidad está en la ley para poder acceder a la prestación.

El secretario de Estado ha añadido también que los Presupuestos Generales del Estado consagran una inversión “importante” en la atención a los cuidados a personas mayores para garantizar la corresponsabilidad en los cuidados entre hombres y mujeres.

A su juicio, una de las causas por las que ha muerto “tanta gente” en España está en el modelo actual de residencias, cuyas debilidades ha puesto de manifiesto la pandemia “con toda su crudeza”, ya que la dependencia ha estado “históricamente infrafinanciada”.

Por ello, asegura que los fondos europeos serán incorporados ahora para reforzar el sistema de dependencia, reforzar el sistema de atención a las personas mayores, pero también para modernizarlo, para avanzar en la atención domiciliaria y para impulsar la teleasistencia avanzada.

Comentarios de Facebook