Quantcast

Adif amplía sus pérdidas a 506 millones hasta septiembre por las restricciones a la movilidad

Adif y su filial de Alta Velocidad perdieron 506 millones de euros en los nueve primeros meses del año, frente a las pérdidas de 234 millones de euros registradas en el mismo periodo del año anterior, como consecuencia de la drástica reducción de las operaciones ferroviarias en el país a causa de la pandemia.

Los gestores de la infraestructura que usan los trenes ingresaron 663,7 millones de euros, un 29% menos, debido a la reducción de la liquidación procedente de los cánones que cobra a Renfe, ya que los tráficos cayeron un 25,7% en este periodo, según informa en un comunicado.

Los servicios más afectados fueron los de largo recorrido e interurbanos, con descensos en la recaudación del 47,7% y del 31,7%, respectivamente, mientras que los cercanías registraron una disminución del 9% y, las mercancías, del 8,2%.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) agregado de los dos gestores entre enero y septiembre resultó negativo, de 112 millones de euros, frente al resultado positivo de 171 millones de euros del ejercicio precedente.

A pesar de la reducción de los tráficos, Adif y Adif AV defienden haber mantenido su actividad íntegramente, de modo que toda la red y las instalaciones ferroviarias han estado operativas y han continuado con la realización de las labores de mantenimiento, garantizando la seguridad de la circulación, incluso para un número de trenes muy reducido.

Además, con el objetivo de incentivar el tráfico ferroviario, han flexibilizado los requisitos para acceder a la bonificación de los cánones para los nuevos servicios de viajeros de larga distancia en líneas de alta velocidad en lo que queda de año, que tendrá un impacto de 1,4 millones de euros.

INCREMENTA LA DEUDA

Respecto a la deuda, Adif AV la ha incrementado en 321 millones de euros, que representa un 17% del incremento autorizado en los presupuestos prorrogados, aunque ha logrado reducir el tipo de interés medio de su endeudamiento en diez puntos básicos, hasta el 1,73%.

El gestor de las líneas de Alta Velocidad facturó 253,7 millones, un 43% menos, con una recaudación por cánones un 39% inferior, afectado principalmente por el eje Madrid-Barcelona-Frontera francesa, que se redujo a la mitad.

Las pérdidas de Adif AV alcanzaron los 338,6 millones en este periodo, aunque siguió ejecutando inversiones por valor de 1.006 millones, con un aumento del 21,11% respecto al volumen ejecutado a septiembre de 2019.

Respecto a su matriz, Adif, el importe neto de la cifra de negocios cayó un 17%, hasta los 410 millones de euros, con los servicios de largo recorrido y los interurbanos como los más afectados, cuyo cánones se redujeron en un 51% y en un 30%, respectivamente.

Por su parte, el volumen inversor de Adif hasta septiembre se elevó a 422,12 millones de euros, con un incremento del 7% si se compara con el realizado en el mismo período de 2019, al tiempo que redujo su deuda con las entidades de crédito en 58,9 millones de euros.

Comentarios de Facebook