lunes, 21 septiembre 2020 6:05

Esto dice la ciencia sobre las caras que ponemos al ligar

Cuando hablamos de ligar, todo se sabe de un vistazo. Basta con una simple mirada. Y parece que los científicos han encontrado una confirmación para eso que todos hemos experimentado en alguna ocasión. Según investigadores de la Universidad de Kansas, las mujeres tienen gestos faciales específicos para cuando están ligando.

El equipo científico utilizó una herramienta llamada Facial Action Coding System (FACS) para identificar las expresiones faciales más comunes en el momento del cortejo. Esta tecnología, que analiza los movimientos faciales, ha conseguido identificar las señales más efectivas de que se está ligando: la cara ligeramente girada hacia un lado y un poco hacia abajo, una sonrisa breve y los ojos centrados fijamente en el objetivo.

El ligue, el cortejo, el proceso de enamoramiento de otra persona es uno de los componentes clave de la sexualidad humana. No obstante, y aunque sabemos muchas cosas de otros aspectos de la sexualidad, este apenas acaba de empezar a estudiarse científicamente.

¿Cuál es la “cara de ligar”?

“Hay muy pocos artículos científicos que hayan estudiado y sistematizado este fenómeno tan conocido”, explica Omri Gillath, psicólogo de la Universidad de Kansas y coautora del estudio, publicado en “Journal of Sex Research”. “Y ninguno de esos estudios había identificado las expresiones faciales del ligue, y mucho menos había testado sus efectos”.

Gillath cuenta que un análisis de media docena de estudios descubrió que las expresiones faciales no verbales de las mujeres transmiten interés sexual o romántico. Los hombres, afirma, son capaces de reconocer esos signos de invitación a ligar.

Esos gestos, matiza, son diferentes de ciertas expresiones, como la sonrisa, que no siempre forman parte del cortejo. “Tienen una morfología única”, según el psicólogo.

En dichos estudios, se les pedía a las mujeres que pusiesen una cara que pensasen que era idónea para un momento en que estuvieran ligando. Entre las mujeres participantes había actrices profesionales y voluntarias ordinarias.

Algunas de las mujeres eran más efectivas a la hora de poner “caras de ligar”, y unos hombres eran más hábiles que otros en reconocerlas. No obstante, algunas de las expresiones fueron identificadas por casi todos los hombres como “cara de ligar”.

Una vez identificadas esas expresiones de ligue más reconocibles, los investigadores las utilizaron en estudios experimentales. “Nuestros descubrimientos sustentan el importante del papel de la expresión facial de ligar en la comunicación y en los primeros compases que llevan luego al apareamiento”, dice Gillath.

“Por primera vez, no solo hemos sido capaces de aislar e identificar esas expresiones que se ponen al ligar, sino que también hemos podido revelar su función, que no es otra que la de activar asociaciones relacionadas con el sexo”.

La importancia del aspecto

Otro estudio, publicado el pasado mes de mayo, indica que el lenguaje de las miradas juega un papel mucho más importante del que se pensaba. Expertos de la Universidad de Nicosia, en Chipre, entrevistaron a más de 800 voluntarios y descubrieron que, tanto hombres como mujeres, respondían más positivamente ante un “objetivo” guapo y bien vestido. Otros aspectos, como transmitir un aire misterioso o parecer firme y seguro, eran también importantes, pero por debajo del aspecto físico.

El estudio, publicado en la revista científica Personality and Individual Difference, los autores escribieron que “hacer un buen contacto visual y oler bien harán mucho más efectivo el proceso de ligue”. Añaden, además, que “las mujeres puntúan más los comportamientos no verbales y a los hombres capaces de ser efectivos con ellos, mientras que los hombres valoran más el aspecto externo”. Los participantes más mayores reacciones mejor ante los modales respetuosos y educados en un aspirante a pretendiente. “Ligar es un aspecto esencial de la interacción humana y es la clave en la formación de relaciones íntimas”, concluye el estudio.