Quantcast

Los docentes criticaron falta de acuerdo para incremento de la plantilla de profesores

Sindicatos de docentes han criticado que en la reunión celebrada este jueves entre Gobierno y comunidades autónomas para el inicio del curso escolar 202/2021 no se haya acordado nada sobre el incremento de la plantilla de profesores, con el objetivo de bajar las ratios de las aulas. Además, veían necesario un protocolo, también, en materia académica.

El presidente de ANPE, Nicolás Fernández, ha valorado positivamente las medidas relacionadas con el protocolo sanitario, como el uso de mascarillas, las aulas estables o la figura del coordinador Covid, pero ha “echado en falta” el protocolo relacionado con “medidas organizativas y académicas” de los centros que, a su juicio, son igualmente necesarias para el inicio del curso.

Así, ha lamentado que Gobierno y autonomías no hayan definido ratios para las aulas, un hecho que también debería conllevar una planificación de desdobles de grupos y horarios, así como un incremento de la plantilla docente de los colegios.

Este tema es también el que más preocupa al sindicato STES. Tal y como ha señalado su portavoz, José Ramón Merino, en Italia, con un número similar de alumnos, se ha contratado a 150.000 nuevos profesores, 100.000 de forma permanente y otros 50.000 en previsión de que se puedan necesitar a lo largo del curso. En España, apunta Merino, la contratación no llega a 25.000.

Para STES el acuerdo de este jueves es una “nueva ocasión perdida” y las medidas le parecen más “una declaración de buenas intenciones” que deja la Educación “al azar de que la evolución de la pandemia” según avance el curso, sea positiva.

DIÁLOGO CON LA COMUNIDAD EDUCATIVA

En este sentido, critican que medidas que, en principio, son novedad, no sean del todo concluyentes en el acuerdo, como la toma de temperatura. A su juicio, debería haberse determinado que se toma a la llegada al colegio, y no dejarla en manos de las autonomías, por si prefieren que sean los padres en casa quienes lo comprueben. “Se confía en que las familias lo hagan”, ha criticado.

Del mismo modo, consideran necesario que se entable comunicación con la comunidad educativa para mejorar la puesta en marcha del nuevo curso, algo que, según ha indicado, sólo se ha hecho en la Comunidad Valenciana. Esta situación de falta de comunicación, explica Merino, es lo que ha provocado que el curso 2020/2021 empiece con convocatoria de huelga, tanto a nivel nacional, como autonómico. “Es un panorama desolador”, ha declarado.

UGT, por su parte, ha destacado algunas medida anunciadas por el Ejecutivo, pero ha lamentado que la presencialidad se circunscriba solamente hasta 2º de la ESO. A su juicio, los protocolos de actuación deben aplicarse, “a todas las etapas y niveles de la enseñanza de niveles no universitarios”. “Lamentamos que no haya habido un acuerdo que posibilite la presencialidad al 100%”, explica.

UN ACUERDO MAYOR EN LA CONFERENCIA DE PRESIDENTES

El sindicato coincide en la necesidad de que se acuerde una bajada de las ratios y un aumento de las plantillas de los centros educativos, así como la habilitación de espacios que permitan desdoblar grupos y por tanto, “una mayor inversión educativa”. En este sentido apuestan por que las comunidades autónomas también incrementen las partidas destinadas a Educación y que, de los fondos provenientes de la UE, se destine presupuesto para reforzar el sistema educativo español.

Con respecto a la figura referente del Covid19 en los centros, UGT reclama que sea personal sanitario y considera “deseable” que en los próximos días y antes de la celebración de la Conferencia de Presidentes, “se trabajase en estos temas y los posibles acuerdos se extendieran más allá de ámbito sanitario”.

CC.OO. NO DESCARTA MOVILIZACIONES EN ALGUNAS CC.AA.

Mientras, Francisco García, de CC.OO, ha calificado el acuerdo de decepcionante y no descarta movilizaciones en algunas comunidades autónomas por su “inacción”. “Se genera enorme frustración porque no se abordan cuestiones básicas para garantizar una vuelta al cole segura, no tienen carácter vinculante y tienen cláusula de descuelgue”, ha advertido.

Además, lamenta que no se haya fijado una ratio mínimo para el conjunto del país, de 15 alumnos por aula en el segundo ciclo de Educación Infantil y de 20 en el resto de la educación no universitaria. Por ello, asegura que van a seguir trabajando para que la vuelta al cole sea segura y que se permita la contratación personal necesario.

Del mismo modo, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), ha advertido de que las medidas acordadas para la ‘vuelta al cole’ no funcionarán si no se contrata a personal sanitario en los centros y se refuerza el número de docentes. “Conociendo la realidad de los centros, subrayamos que con la actual ratio de alumnos por aula y sin medios sanitarios específicos la aplicación de estas actuaciones será muy difícil”, explican.

CSIF ha criticado, que se tomen medidas sin tener en cuenta que el profesorado no cuenta con conocimientos sanitarios tan específicos y es necesario que antes de manejar estos equipos de protección sepan cómo utilizarlos con plenas garantías y que no se aclare dónde irán los 2.000 millones de euros anunciados en junio como Fondo Covid19 para la Educación. “A pocos días del arranque del curso escolar desconocemos cómo se repartirán estas partidas y a qué actuaciones concretas irán destinadas”, ha concluido. Finalmente, desde FEUSO consideran que “se sigue navegando en la incertidumbre”, pese a no respaldar las convocatorias de huelga.

Comentarios de Facebook