Quantcast

Repuntan a 294 los usuarios de residencias de mayores contagiados en Galicia

Los usuarios de residencias de mayores de Galicia con covid-19 repuntado ligeramente este martes hasta los 294, tras seis nuevos positivos registrados en la última jornada y cinco fallecimientos vinculados a este tipo de centros.

Así consta en los datos actualizados por la Consellería de Política Social, en los que se incluyen cuatro nuevos usuarios contagiados en la residencia Ballesol de Oleiros, y dos en Os Gozos, de Pereiro de Aguiar. Además, en el último parte de Sanidade se hacía referencia al fallecimiento de cinco personas vinculadas a residencias gallegas, tres de Os Gozos, una de Val de Monterrei y una de la DomusVi Coruña, en Oleiros. Este martes no ha habido novedades en relación a las altas.

De este modo, las residencias con más contagiados son la de Os Gozos en O Pereiro de Aguiar con 160 afectados; Residencia Val de Monterrei, con 45; Nosa Señora do Viso de Lobeira, con 33; DomusVi Lugo de Outeiro de Rei, con 13; Ballesol de Oleiros, con 10; Las Salinas de Ourense, con nueve; y Santa Marta de Vigo, también con nueve.

Con tres casos están la Virgen Blanca de Ourense, Torrente Ballester de A Coruña; y San José Hermanitas de Narón. Mientras con dos se sitúa la Vivienda comunitaria Pepe Isa II de Entrimo y la DomusVi A Coruña de Oleiros. Con uno en cada una están la Residencia Nosa Señora dos Milagres de Barbadás y Residencia Arteixo.

TRABAJADORES

En cuanto a los trabajadores, los datos actualizados sitúan en 116 los empleados de estos centros con covid, tras detectarse un nuevo positivo en la residencia Nosa Señora dos Milagres de Barbadás. Por otra parte, se han curado dos trabajadores de la residencia Fundación José Otero de Santiago, uno de Volta do Castro, también en la capital gallega, ocho de la residencia Val de Monterrei y uno de Santa María de Verín.

De este modo, las residencias con más trabajadores contagiados son la de Os Gozos de O Pereiro de Aguiar, con 47; DomusVi Lugo de Outeiro de Rei, con 11; la Ballesol de Oleiros y la Val de Monterrei, con siete; y la Nosa Señora do Viso de Lobeira, con seis.

CENTROS DE DISCAPACIDAD

Por su parte, los centros de atención a personas con discapacidad en la Comunidad gallega han registrado los contagios de un usuario y dos trabajadores de la residencia de personas con discapacidad DomusVi Bóveda.

De este modo, se mantiene un usuario afectadola Residencia Ricardo Baró de Aspronaga de Oleiros y tres en la DomusVi Bóveda; y seis trabajadores: cuatro en la DomusVi Bóveda y uno en la Residencia de Adultos Pai Menni de Betanzos, otro en la Juan Vidán Torres de Santiago y otro en la Residencia San Vicente de Paúl de Lugo.

MAPA DE RESIDENCIAS EN RIESGO

Por otra parte, la Consellería de Política Social ha estrenado este martes un mapa web en el que recoje los niveles de riesgo que supone la pandemia para cada municipio, en lo referente a las residencias y los centros de día. Igual que el de Sanidade, divide las situaciones por colores: riesgo bajo –verde–, medio –amarillo– y alto –rojo–.

Así, de acuerdo con este mapa, tan solo hay cinco municipios cuyos centros se encuentran en riesgo máximo, todos ellos en la provincia de Ourense: la propia capital, O Irixo, O Carballiño, Boborás, Barbadás y Verín.

Estar en alerta roja significa, según consta en el propio mapa, que las residencias tan solo aceptan la visita de una persona de referencia por usuario y una vez a la semana, que deben evitar las salidas al exterior de los ancianos –salvo para consultas médicas– y que no pueden dejar entrar a personas para realizar actividades en las instalaciones.

En riesgo medio y, por lo tanto, en color amarillo, se encuentran el resto de municipios de las comarcas de Ourense, Celanova, O Carballiño, O Ribeiro, Verín y toda la de Valdeorras. En otras provincias, están en rojo los municipios coruñeses de Ortigueira, Santiago y Ames; la ciudad de Lugo; y los pontevedreses de Vilagarcía de Arousa, Vilanova de Arousa, Cambados, Meis, Poio, Marín, además de la propia capital provincial.

El riesgo medio implica que las residencias pueden recibir las visitas de dos personas por cada usuario y dos veces por semana, que las salidas al exterior están limitadas a tres veces por semana y que el personal para desarrollar actividades en el interior solo puede alcanzar el 50 por ciento del habitual.

El resto de municipios de Galicia se encuentran en nivel bajo de riesgo –en color verde– en lo que respecta a este tipo de instalaciones, lo cual no significa que no haya restricciones. Y es que, si bien llevan a cabo su actividad con relativa normalidad, tan solo admiten visitas de personas externas y salidas de los usuarios una vez al día.

Comentarios de Facebook