Quantcast

Feijóo dice que retomará “la negociación y el diálogo” con Ourense

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha asegurado este domingo que retomará “la negociación y el diálogo” con el Ayuntamiento de Ourense cuando acabe “la profunda crisis” de su gobierno local, que se mantiene con Gonzalo Pérez Jácome como alcalde con el apoyo del único concejal de su partido que le es leal.

En declaraciones a los medios antes de participar en la celebración del Día de Galicia en Asturias, en Oviedo, Feijóo ha abogado por que se resuelva la “profunda crisis institucional” que vive la ciudad de As Burgas antes de retomar el diálogo entre gobiernos autonómico y municipal.

Y es que el titular de la Xunta envió recientemente sendas cartas al presidente de la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) y a los alcaldes de todas las ciudades gallegas, salvo al de Ourense, para ofrecer su “colaboración” en la lucha contra la pandemia y en la recuperación económica y social de los ayuntamientos.

El hecho de que no se dirigiese al regidor ourensano levantó las críticas de la oposición y del propio Jácome, quien dijo que valoraba pedir “amparo” tanto al Gobierno central como a la Unión Europea por la “discriminación nunca vista” de Feijóo con Ourense.

En este contexto, el presidente gallego ha asegurado este domingo en Oviedo que “lógicamente” la Xunta “retomará la negociación y el diálogo” cuando termine la situación de “profunda crisis” en el Ayuntamiento, que “tiene un alcalde y un concejal que le apoya, pero una ciudad es mucho más que su alcalde”.

“Soy ourensano, es la tercera ciudad de Galicia y mi compromiso con Ourense sigue intacto, pero lo que es evidente es la profundísima crisis del Ayuntamiento, con solo un concejal apoyando al alcalde”, ha explicado Feijóo, quien ha añadido que un presidente autonómico tiene que ser respetuoso con la autonomía local.

CRISIS EN EL GOBIERNO

Cabe recordar que el viernes la corporación municipal del Ayuntamiento aprobó una moción para instar a Jácome a dimitir. La iniciativa, promovida por el BNG, contó con el voto a favor de los concejales del PP, con quienes hasta esta semana gobernaba en coalición, y los miembros críticos de su propio partido. Tan solo votaron en contra el propio regidor y el único integrante de Democracia Ourensana que le es leal, Armando Ojea.

Ante esta situación de crisis que vive la capital provincial, Feijóo dijo el mismo viernes viernes que si él “estuviera en la situación del alcalde”, dimitiría: “Sin grupo mayoritario, sin poder tomar decisiones y acuerdos, ni reunir a la comisión de gobierno, yo no sería un estorbo para la ciudad a la que tanto quiero y tenemos que servir”.

Comentarios de Facebook