Compartir

El escultor lagunero Paco Palomino cuenta desde este viernes con una calle dedicada a su nombre como homenaje a su importante trayectoria artística. El acto contó con una amplia representación municipal, encabezada por el alcalde, Luis Yeray Gutiérrez, y los portavoces de todas las formaciones políticas en el consistorio, familiares y amigos del escultor fallecido en 2017. El acto contó también con la presencia del Diputado del Común, Rafael Yanes.

En el transcurso del acto el alcalde aseguró que “La Laguna rinde un justo reconocimiento a uno de sus hijos ilustres”, destacando el talante humano de Paco Palomino, así como “su carácter entrañable y su capacidad para hacer amigos en cualquier rincón del mundo” que “en absoluto estaba reñido con el espíritu crítico que todo artista debe tener como conciencia de la sociedad en la que le toca vivir”. Y citó como ejemplo su obra ‘Homenaje a la Humanidad’, en el Campus de Guajara, “donde bajo unas formas aparentemente suaves, se esconde un mensaje de protesta hacia un mundo muchas veces injusto”.

El alcalde destacó asimismo “un compromiso artístico que sin duda supo trasladar a los muchos alumnos que aprendieron con él a amar el arte en sus diferentes disciplinas, como la escultura, la pintura y la cerámica”.

Los hijos del Paco Palomino, así como el periodista y amigo Agustín Gajate, dedicaron unas emotivas palabras de recuerdo al escultor y agradecieron el reconocimiento que la ciudad de La Laguna le brinda desde hoy.