Quantcast

El alcalde de Cangas vincula la alerta roja por COVID a los 15 positivos del club de balonmano

El alcalde de Cangas do Morrazo (Pontevedra), Xosé Manuel Pazos, vincula la entrada del municipio en alerta roja por la incidencia del coronavirus a los 15 positivos detectados en el ámbito del Club Balonmán Cangas en la última semana, un brote que asegura está “controlado”.

En declaraciones a Europa Press, Pazos se muestra “confiado” en que este foco se encuentra bajo control porque está “localizado” y porque tanto los jugadores del Frigoríficos do Morrazo como sus familiares directos y los técnicos del equipo “están confinados” tras someterse a las preceptivas pruebas.

Tal y como explica el alcalde, estos 15 positivos provocan que la cifra total de casos activos de COVID-19 en Cangas haya subido a 29. Estos datos en un municipio “relativamente pequeño”, explica el regidor, hace que desde este domingo forme parte de la lista de 12 ayuntamientos que la Consellería de Sanidade sitúa en alerta roja.

A pesar de ello, Xosé Manuel Pazos destaca que “por suerte no hay casos hospitalizados ni graves”, sino que “en su mayoría son asintomáticos o con síntomas menores”. “Dentro de la gravedad, podemos tener cierto optimismo”, añade, puesto que sería “muchísimo peor” si los brotes se hubiesen registrado en centros de ocio o en fiestas.

Asimismo, el alcalde de Cangas avanza que este lunes el Consistorio reunirá su comisión de seguimiento de la pandemia –en la que participa la Corporación, las autoridades sanitarias locales y las fuerzas de seguridad– para acordar “intensificar” la vigilancia de las medidas de higiene en “actividades más proclives” al descontrol, como puede ser el mercadillo o las terrazas, según ha ejemplificado.

También avanza que el propio Ayuntamiento podrá tomar medidas en cuanto a las actividades culturales del ámbito local previstas para los próximos días, aunque son “lugares con aforo reducido” y –garantiza– “medidas higiénicas llevadas al pie de la letra”.

COMUNICADO DEL BALONMANO

Por su parte, la junta directiva del club Balonmán Cangas emitió el jueves un comunicado en el que confirmaba los 15 positivos por PCR dentro del Frigoríficos do Morrazo, el equipo en Liga Asobal.

Tras la detección de los casos, los jugadores y cuerpos técnicos de este conjunto y del filial, el Luceros, realizan el aislamiento y cuarentena indicados por las autoridades competentes, según garantiza el club.

En el mismo comunicado, el Balonmán Cangas rechaza la “supuesta irresponsabilidad” que se le achaca por haber alineado a jugadores con síntomas en el partido disputado frente al Granollers el pasado sábado, 10 de octubre.

Y es que el primer caso detectado, según explica el conjunto cangués, presentó síntomas el jueves 8 por la mañana y “se llevó a cabo su aislamiento”, por lo que no jugó contra el equipo catalán. Fue el lunes 12 cuando el jugador recibió la confirmación de su positivo por coronavirus y las autoridades decretaron la cuarentena para sus compañeros.

“El Balonmán Cangas no alineó a ningún jugador con sintomatología compatible con la COVID-19, ni a ninguno con sospechas de ser posible positivo. Rogaríamos a las voces interesadas en crear incertidumbre al respecto que no jueguen con algo tan importante como la salud ni con la responsabilidad de un club ejemplar e histórico como es el Club Balonmán Cangas”, asevera.

Además, recalca que cumplió “escrupulosamente” con las pruebas serológicas semanales solicitadas por parte de la Xunta y por la liga Asobal y con los protocolos de la Real Federación Española de Balonmano.

Comentarios de Facebook