Llevas toda la vida tomando mal el café por la mañana

El café es una bebida esencial para muchas personas, y es todo un ritual que marca el inicio del día, proporcionando la energía necesaria para afrontar las tareas; sin embargo, existe un debate sobre el mejor momento para disfrutarlo. Esta infusión es una de las bebidas más populares del mundo, apreciada por su sabor y por sus efectos estimulantes. ¿Es mejor hacerlo nada más levantarse o esperar un poco?

En este artículo exploraremos los distintos factores que influyen en la hora ideal para tomar esta infusión por la mañana, desmitificando algunos mitos y brindándote información para que puedas encontrar el momento perfecto para disfrutar de tu taza favorita.

El ritmo circadiano y el cortisol

Llevas Toda La Vida Tomando Mal El Café Por La Mañana

Nuestro cuerpo tiene un ritmo circadiano natural que regula los niveles de cortisol, la hormona del estrés, estos niveles aumentan al despertarse, alcanzando un pico entre las 8:00 y las 9:00 de la mañana; consumir cafeína en este momento puede interferir con el ciclo natural del cortisol, anulando sus efectos energizantes.

La cafeína y el cortisol pueden aumentar la ansiedad, la irritabilidad y la inquietud, esto puede ser especialmente problemático en personas que ya experimentan niveles altos de estrés o trastornos de ansiedad.