El actor de una serie de Netflix pillado fumando crack junto a un bebé: personaje importante de la trama de Peaky Blinders

Gracias a Netflix, el reconocido drama televisivo «Peaky Blinders», que ha ganado elogios a nivel mundial en la última década, se ha visto envuelto en una controversia reciente. Uno de sus actores principales ha sido condenado por posesión de una serie de drogas, incluyendo crack, anfetaminas, diazepam y pregabalina. Estas sustancias pertenecen a diferentes clases, con el crack clasificado como de clase A, mientras que las anfetaminas y el diazepam son de clase B, y la pregabalina de clase C. La defensa del actor ha sugerido que este incidente está directamente relacionado con su participación en la serie.

El actor de una serie de Netflix pillado fumando crack junto a un bebé

El Actor De Una Serie De Netflix Pillado Fumando Crack Junto A Un Bebé (Netflix)

Paul Anderson, conocido por su papel como Arthur Shelby en la serie Peaky Blinders, fue arrestado el pasado 26 de diciembre en un bar de Londres durante las festividades del Boxing Day. Según informes del Daily Mail, un cliente alertó al gerente del establecimiento sobre la presencia de vapores de crack en el baño de discapacitados. El gerente descubrió a Anderson junto a un amigo y un niño de 17 meses en las cercanías del baño y decidió contactar a la policía. Cuando las autoridades llegaron, el actor estaba visiblemente ebrio y fue detenido para ser llevado a la comisaría.

Durante el interrogatorio, Anderson optó por no responder ninguna pregunta. Aunque las pruebas de detección de crack resultaron negativas, dio positivo en consumo de opiáceos y cocaína. Además, se encontraron sustancias ilegales en su posesión, incluyendo anfetaminas, diazepam y pregabalina, según lo informado por el fiscal Kevin Kendridge.

Un mes después de su arresto, Anderson se declaró culpable de los cargos presentados en su contra durante una audiencia judicial. Durante el procedimiento, apenas habló, confirmando únicamente su declaración, identidad y dirección. Fue multado con 1.345 libras, aproximadamente 1.579 euros. Según su abogada, Moira MacFarlane, la serie Peaky Blinders y sus seguidores tienen parte de responsabilidad en este desafortunado incidente.

MacFarane ha abogado por su cliente, argumentando ante los magistrados que Paul Anderson ha enfrentado una tremenda presión para encarnar adecuadamente a Arthur en Peaky Blinders, lo que lo ha llevado a involucrarse con las drogas, una característica constante del personaje. «El acusado será reconocido por su intenso papel en una reciente serie de televisión«, comenzó la abogada.

«Él a menudo es reconocido en público y hace todo lo posible por satisfacer a los seguidores de la serie al adoptar el rol. Fue reconocido en ese Boxing Day y trató de actuar como Arthur para esas personas. Y debido a su estilo de vida, la gente a menudo lo incita a hacerlo», explicó. De esta manera, MacFarane sugiere que Anderson estaba tratando de ser amable con los seguidores de Peaky Blinders al interpretar a Arthur en el bar, lo que lo llevó a llevar y consumir las sustancias incautadas. «Se encontró en una situación desafortunada y debería haber tenido la fuerza para resistirse», concluyó. Además, enfatizó que Anderson no llegó a consumir crack.

Por el momento, no está claro si este incidente tendrá algún impacto en la producción de la película de Peaky Blinders. Después del final de la sexta temporada, el equipo tiene la intención de continuar la historia en un largometraje, programado para comenzar a filmarse en verano. Anderson seguirá siendo una figura central en la trama junto a Cillian Murphy. Sin embargo, el actor también enfrenta investigaciones por presunto mal comportamiento con un compañero de trabajo en el set, una acusación de la cual espera ser absuelto.