sábado, 2 marzo 2024 10:25

Fernando Martín, aniversario del jugador de los duelos eternos con Norris en la ACB

Inolvidable. La nobleza del deporte reflejada en el duelo salvaje de dos figuras del baloncesto español de los 80-90: Audie Norris y Fernando Martín. Dos pívots de época, dos titanes en la pintura y dos buenas personas. La rivalidad del norteamericano del Barcelona de Aíto García-Reneses y el español del Real Madrid hizo vibrar con el baloncesto incluso a quienes no les resultaba atractivo.  Es uno de los grandes recuerdos que deja Fernando Martín, de cuya muerte en accidente (1989) se cumplen hoy 34 años. Martín fue uno de los grandes baluartes del baloncesto español, un deporte que relanzó, entre otros, la Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB), que, precisamente preside, Antonio Martín, hermano de Fernando. La ACB nació en la temporada 83-84 en sustitución de la Federación Española de Baloncesto (FEB), que dejó de organizar la Liga Nacional.

Destaca muchos duelos de Martín con Audie Norris, el gran pívot del Barcelona de Aíto García reneses. En el último choque de la final de la liga 1987-1988 (24 de mayo de 1988), Fernando Martín no pudo aportar demasiado por problemas físicos. Biriukov luchó casi solo ante un cuadro azulgrana exuberante. La invasión de la cancha del Palau Baulgrana de los aficionados culés deslució una gran victoria de Epi (29 puntos), Norris (14 años) y compañía. El Madrid, bastante tuvo con forzar el quinto partido de la final.

NORRIS EN EL BARCELONA

Norris llegó al Barcelona la campaña en 1987 y se fue en 1993, aunque siempre se ha quedado en el corazón de la afición azulgrana. Ahora es embajador del club, pero bien podría serlo del deporte de la canasta, en general.

Sus duelos con Fernando Martín, otro pivot ‘pequeño’, pero un león bajo el tablero fueron épicos. Abrieron fuego la campaña 1987-1988. Fueron duelos en liga regular y playoff. 

Barcelona Merca2.Es

EL MADRID SE PLANTÓ EN LA FINAL TRAS ARRASAR AL CAI ZARAGOZA 3-0 EN LA SEMIFINAL

El Real Madrid se plantó en la final tras arrasar al CAI por 3-0 en la semifinal, mientras que el Barça tuvo que sudar la gota gorda para doblegar al Joventut de Badalona de Jordi Villacampaña. El  Barça logró el pase ante La Penya en el quinto partido de una serie en la que llegó a tener ventaja, pero que se fue al quinto encuentro después de que los verdiblancos asaltaran el Palau y vencieran 74-80. En el quinto encuentro, el Barcelona se impuso 86-67 y se colocó a un  paso del título. El paso sería largo.

EL BARCELONA IMPUSO EL FACTOR CAMPO EN LA FINAL ANTE EL MADRID

En el primer choque de la final, victoria del Barcelona por dos puntos (75-73); en el segundo, 10 arriba (87-77). Con dos a cero, la final pasó a Madrid, donde los blancos igualaron la final. Primero, ganaron 90-85 y luego, en el cuarto partido, 90-78. De este modo, el Palau, como lo sería al año siguiente, decidiría el campeón.  Con el factor cancha a favor, el Barcelona de Aíto remaba con el viento a favor.  Los azulgrana hicieron buenas las previsiones.

Barcelona1 Merca2.Es

LA EXHIBICIÓN DE EPI

El quinto partido confirmó que el factor campo ha sido decisivo y, además, demostró que el cansancio físico y psíquico afectó más al Madrid que al Barça. Habrá otras consideraciones como que la lesión de Fernando Martín (m. 15) o las faltas de Branson pudieron ser decisivas, pero el Barcelona de la segunda parte estaba en condiciones de arrasar a cualquiera”, publicó Pedro Barthe en ‘El País’.

«El Barcelona empezó la segunda mitad como la primera, arrasando. El festival de sus jugadores altos era una exhibición. Trumbo, Norris, McDowell y Jiménez realizaban su actuación más completa en la presente campaña. Esto coincidía con la endeblez de las torres del rival», apuntó Barthe.

A esto hay que sumar que Epi, estuvo sensacional en la parte ofensiva, ya que anotó 29 puntos. Chechu Biriukov fue el único que estuvo al nivel en el Madrid.

Este duelo fue el mejor de la liga y dio hasta la muerte de Fernando Martín el 3 de diciembre de 1989. Antes de esa fecha de brutal recuerdo para el mundo del baloncesto, Martín y Norris deleitaron con sus enfrentamientos.

EL ALMA DEL BARCELONA

Salvador Alemany fue el alma de la sección de baloncesto del Barcelona desde 1986 hasta 2003 desde su puesto como máximo encargado de la sección. Cumplió con creces el encargo del entonces presidente Josep Lluís Núñez. Con Alemany como máximo responsable, el cuadro azulgrana fichó jugadores estadounidenses que dieron un rendimiento bestial. De Kenny Simpson -el de la canasta que decidió el título en la 86-87- a Greg Waiters, pasando por Wallace Bryant y Eugene Mcdowell. Ahora bien, ninguno como Audie Norris. Ni por rendimiento ni por compromiso ni por amor por el club.  Los hechos son tozudos. Norris hoy forma parte del cuadro de empleados top del Barcelona.

EN LA ETAPA DE SALVADOR ALEMANY, EL BARÇA CONTRATÓ JUGADORES NORTEAMERICANOS SENSACIONALES

EL MADRID DE DRAZEN PETROVIC TAMPOCO PUDO CON EL BARCELONA DE NORRISLa temporada siguiente, el «Demonio de Sibenik», el genial, odiado y amado Drazen Petrovic recaló en el Madrid y se repitió la final. El Barcelona se llevó el título en el quinto partido.  Un choque muy polémico. Un apellido que aún causa malestar en el Real Madrid: Neyro.  Así se apellidaba el árbitro que destrozó al Madrid en el quinto choque. Hizo pagar a los blancos las cuentas que tenia pendientes con Drazen.