martes, 28 mayo 2024 16:56

El presidente del COI reitera a Ucrania que no puede decidir sobre quién participa en los JJOO de París 2024

El presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, ha defendido este domingo que el Gobierno ucraniano sabe que el organismo olímpico comparte su dolor tras la invasión rusa de su país, afirmando, no obstante, que no le corresponde decidir quién participa en las competiciones deportivas internacionales.

«No corresponde a los gobiernos decidir quién puede participar en qué competiciones deportivas, porque sería el fin de las competiciones deportivas internacionales y de los campeonatos del mundo y de los Juegos Olímpicos tal y como los conocemos», ha afirmado Bach en declaraciones recogidas por ‘The Guardian’.

Según la visión del presidente del COI, los Juegos Olímpicos son «una misión de paz», insistiendo en que «la historia demostrará quién está haciendo más por la paz: los que intentan mantener las líneas abiertas y comunicarse, o los que quieren aislar y dividir».

Bach ha subrayado la necesidad de «encontrar una solución que haga justicia a la misión del deporte, que es unificar, no contribuir a más confrontación, a más escalada», ha recogido el citado diario.

«Apoyamos a los 3.000 miembros de la comunidad olímpica ucraniana para que haya un equipo ucraniano fuerte en París», ha afirmado el presidente del COI, diciendo que comparte el dolor y el sufrimiento humano de los atletas ucranianos.

Tras el estallido de la guerra, los máximos organismos deportivos prohibieron a los atletas rusos y bielorrusos participar en los grandes eventos. Ahora el COI ha dejado la puerta abierta a que puedan formar parte de estas citas, si bien siempre sería bajo bandera neutral y sin hacer alarde de símbolos nacionales.

La propuesta no ha sentado bien en Ucrania, desde donde hasta el presidente Volodimir Zelenski ha acusado al COI de posicionarse en favor del país invasor, Rusia, y su principal aliado, Bielorrusia. Otros altos funcionarios han llegado a denunciar que el organismo internacional «promueve la guerra», todo ello mientras desde el COI piden un cese a las presiones.

Los principales socios europeos de Ucrania, como Reino Unido, Polonia o los países del Báltico, han mostrado su respaldo a Kiev y han suscrito sus amenazas de boicotear la cita olímpica. Desde el COI han remarcado en todo momento su apoyo a los atletas y el pueblo ucraniano.